La “cuestión Saab” es prioritaria para GM

La “cuestión Saab” es prioritaria para GM

image
Mal están las cosas para los suecos. Ahora mismo, en Trollhattan deben estar pensando eso de “que sea lo que sea, pero que sea rápido”. Este sentimiento también es compartido dentro de General Motors. Fritz Henderson, director general de GM, hizo ayer público tras presentar su plan de recuperación que la situación de Saab ha de ser resuelva lo antes posible; todo con tal de encontrar el espacio necesario para centrarse en sus cuatro marcas principales en América: Chevrolet, GMC, Buick y Cadillac. Todo lo demás sobra (HUMMER, Saturn) o será reducido (Pontiac).

Aunque GM no ha hecha pública la venta de Saab en el sentido estricto de la palabra, sí es cierto que ha anunciado un “estudio estratégico” de la marca y sus posibilidades para mejorar la salud general del grupo, que es más o menos lo que se dijo antes de que se hicieran oficiales los deseos de eyectar a HUMMER por la esclusa de emergencia.

El futuro de Saab es como poco incierto. El continuo maltrato al que ha sido sometida deja claro que General Motors no la considera un valor importante para la compañía, por lo que la esencia de la marca tendrá poco o ningún peso a la hora de tomar la decisión. Podría ser vendida totalmente a un grupo extranjero como todo el mundo cree (interesante si buscan obtener dinero fácil), convertida en otro tentáculo de Opel (que no parece necesitar más capacidad de producción) o utilizada para extorsionar pedir al gobierno sueco unos cuantos millones mientras trata de capear el temporal (¿alguien se sorprendería?).

Viendo la velocidad a la que desciende la arena del reloj de General Motors, no tardará mucho en conocerse el veredicto. Más de lo que durarán nuestras cutículas, en cualquier caso.

Comenta o Pregúntanos