43 nuevos radares de tráfico para las carreteras españolas

43 nuevos radares de tráfico para las carreteras españolas

La Dirección General de Tráfico acaba de comprar 43 nuevos radares de tipo láser que en breve estarán instalados en las carreteras españolas. Todavía no se sabe dónde ni cuándo se instalarán, pero su adquisición ya se ha hecho oficial con su publicación el pasado lunes en el Boletín Oficial del Estado. El coste unitario de cada radar, incluyendo la cabina y los flashes necesarios para su funcionamiento, es de unos 70.000 euros. Si multiplicamos esta cifra por 43 radares, tendremos un coste total de algo más de ¡tres millones de euros!

Sí, para la DGT no hay crisis que valga. Todo vale con la excusa de la seguridad, porque al motivo encubierto de la recaudación no se hace nunca referencia, aunque en realidad no sea en absoluto secundario. Sólo así se explica que la mayoría de radares se encuentren en vías despejadas, tramos rectos de autopistas y autovías de perfecta visibilidad donde es fácil superar sin quererlo el límite estipulado, y muy pocos en puntos negros o tramos de mayor peligrosidad. Esos cuarenta y tres radares estarán más que amortizados en muy poco tiempo: los 70.000 euros de cada radar se descontarán con aproximadamente 800 sanciones de las de menor importe económico.

Las sanciones por exceso de velocidad son uno de los diezmos de nuestro tiempo. Cuando se habla de exceso de velocidad, nunca se hace referencia a la velocidad inadecuada, que es un concepto distinto. Por ejemplo, circular a 120 Km/h por autopista un día de escasa visibilidad, con tráfico, vehículos lentos y condiciones climatológicas adversas es muchísimo más peligroso (e inadecuado) que circular por esa misma autopista un día soleado sin tráfico alguno a 140 Km/h, pero sin embargo el primer caso es legal y el segundo no.

image

Así, actualmente las sanciones de tráfico por exceso de velocidad están planteadas en muchos supuestos como un impuesto más, si no, ¿cómo se explica que siempre se haga énfasis de manera oficial en los peligrosísimo que es circular a más de 120 Km/h por autopista y sin embargo hasta los 150 Km/h la multa sólo sea de tipo económico? Otro detalle curioso es que una vez entre en vigor la Reforma de la Ley de Tráfico a todos los efectos, la sanción será idéntica para aquellos que circulen por autopista a 121 Km/h que los que lo hagan a 150 Km/h. Así que aquellos que tengan prisa, podrán circular a 150 Km/h reales sin mayor efecto que pagar una sanción de tipo económico si son cazados in fraganti.

Actualmente, están instalados por nuestras carreteras 524 puntos de control de velocidad señalizados, lo que conocemos popularmente por radares fijos. En realidad, esta denominación no sería del todo adecuada, ya que no todos estos puntos de control tienen radares instalados permanentemente, porque el cinemómetro va rotando temporalmente entre los distintos puntos: se calcula que hay un aparato activo por cada tres puntos de control. Además, Tráfico dispone de otros 240 radares móviles.

Estos nuevos 43 radares son del tipo Autovelox 105 SE, con doble haz de láser. Al pasar por delante del aparato, el vehículo corta el primer haz láser, activando un temporizador con el que se calcula la velocidad en función de cuanto se tarde en cortar el segundo haz láser. Seguramente no serán los últimos radares de estreno que veamos próximamente en las carreteras: hagan sus apuestas.

Comenta o Pregúntanos