El nuevo VIVE multiplica sus operaciones

El nuevo VIVE multiplica sus operaciones

image
El Plan VIVE reformado ha supuesto un impulso a esta medida de estímulo a la demanda de automóviles, puesto que en la primera quincena de su vigencia contabilizó 1.500 operaciones, frente a las 18 del plan precedente en el mes de septiembre.

Según datos aportados hoy por el Ministerio de Industria, Turismo y Comercio, las operaciones acogidas a los nuevos beneficios del Plan VIVE, tras la reforma operada en noviembre, se elevan en la actualidad a 2.585.

Para el departamento de Miguel Sebastián, las nuevas condiciones aprobadas por el Gobierno a mediados de noviembre “han sido un revulsivo muy importante” para esta iniciativa.

Según un gráfico de este departamento ministerial, hasta la entrada en vigor del nuevo Plan VIVE, en el mes de noviembre, el extinto solo había sumado 114 operaciones en los tres meses que estuvo vigente.

Las principales asociaciones del sector del automóvil han reconocido el impulso que se ha dado a esta iniciativa con las reformas introducidas a mediados de noviembre.

No obstante, insisten en su preferencia por las ayudas directas, en línea Plan Renove, como mejor mecanismo para dinamizar una demanda de automóviles que en los últimos meses ha caído más del 40 por ciento y que en la primera quincena de enero se ha reducido un 35 por ciento.

El Plan VIVE (Vehículo Innovador-Vehículo Ecológico) reformado facilita financiación para sustituir los coches de más de diez años de antigüedad o los de más de 250.000 kms, sin límite de antigüedad, así como los automóviles de segunda mano de antigüedad máxima de cinco años por otros más nuevos y menos contaminantes.

Las ayudas consisten en la concesión de préstamos, hasta un máximo de 30.000 euros, sin interés los 10.000 primeros euros, y se establece un tipo de interés fijo al resto de la cantidad financiada (tipo de referencia ICO, más hasta un 2,5 por ciento).

El importe máximo del vehículo a financiar no podrá ser superior a 30.000 euros y el plazo de amortización de los préstamos será de cinco años incluido un año de carencia del principal.

El vehículo nuevo deberá cumplir alguna de las condiciones en función del tipo que se trate, ya que si es del segmento M1 (urbanos) las emisiones de CO2 no pueden ser superiores a 120 grs/km, o por debajo de los 140 g/km si incorporan sistemas de control electrónico de estabilidad.

También hay beneficios para coches de este segmento con menos emisiones de 140 g/km si incorporan un catalizador de tres vías para automóviles de gasóleo o dispositivos EGR de recirculación de gases para vehículos diesel.

El plan incluye también los vehículos de transporte de mercancías N1 cuya masa máxima no supere las 3,5 toneladas, con emisiones de menos de 160 g/km. La línea ICO-Plan VIVE, para la concesión de préstamos, está operativa desde el 30 de julio de 2008 hasta el 31 de julio de 2010.

Los prestatarios finales que hayan formalizado una operación de préstamo en el marco del Plan VIVE, antes de la entrada en vigor de las modificaciones introducidas el pasado 14 de noviembre, podrán cancelar, sin coste, el crédito y formalizar una segunda operación con las nuevas condiciones.

Comenta o Pregúntanos