Frankfurt 2009: Dodge Caliber 2010

Frankfurt 2009: Dodge Caliber 2010

Suele decirse que aunque la mona se vista de seda mona se queda, pero bastante sería si el pobre Dodge Caliber hubiera llegado a Frankfurt con algo más que la corbata y los calzoncillos. Pequeños, diminutos son los cambios introducidos en el compacto del carnero, un modelo que, por más críticas que reciba, ha visto aumentar sus cifras de producción como respuesta a la súbita demanda generada por la crisis.

Los compradores de un Caliber 2010 encontrarán algunas diferencias con el coche previo al restyling. Por fuera los cambios se limitan básicamente a llantas y colores, pero si abres las puertas verás un salpicadero totalmente nuevo. No vamos a decir que Dodge haya tirado la casa por la ventana (los plásticos siguen siendo duros y de una calidad que se reflejaba en las muecas de todos los periodistas que los palpaban), pero al menos su diseño ya no te empuja fuera del coche como hasta ahora. Su novedad más importante, sin embargo, es el nuevo motor 2,2 CRD de origen Mercedes, que desarrolla 163 CV al tiempo que reduce los consumos, y hace del Caliber una opción más atractiva para la gente que pasa del qué dirán.

Gallery: Frankfurt 2009: Dodge Caliber 2010

Gallery: Dodge Caliber 2010

Comenta o Pregúntanos