Llegan las gasolineras ‘low cost’

Llegan las gasolineras ‘low cost’

image
Una nueva cadena de gasolineras en Bélgica llamada “El surtidor del pueblo” (“De Pomp van het Volk”) promete los precios más bajos del mercado y repartir sus ganancias al final del año entre sus clientes más fieles.

La cadena ha abierto su primera estación la semana pasada en Aalst (al oeste de Bruselas) e incorporará este año otras diez gasolineras en la región flamenca, todas ellas sin personal, lo que “sin duda sacudirá el mercado de los combustibles”, según destaca hoy el diario “Het Laatste Nieuws”.

“Aplicamos el principio de Ryanair: la mayor parte de nuestros ingresos viene de publicidad en las gasolineras y de las máquinas distribuidoras de bebidas y dulces”, ha explicado en el diario el director de la cadena, Pieter Poissonier.

Además de ofrecer el carburante a 0,14 céntimos por debajo del precio máximo por litro, “El surtidor del pueblo” promete repartir a finales de año entre sus clientes más fieles los beneficios obtenidos por la venta de combustibles.

Quien quiera participar en el reparto tendrá que registrarse en el sitio web de la empresa y cada vez que se reposte y pague con la tarjeta bancaria la operación quedará registrada.

Al final de cada ejercicio, los beneficios por la venta de carburantes se dividirán entre cada cliente registrado de forma proporcional a la cantidad de combustible que han repostado, explicó según Poissonier.

Comenta o Pregúntanos