Los conductores jóvenes que no beban serán premiados con descuentos

Los conductores jóvenes que no beban serán premiados con descuentos

Se repartirán entre jóvenes que den negativo en los controles de alcoholemia carnés de un club de descuentos culturales y la posibilidad de optar a una estancia en Irlanda para estudiar inglés

Una campaña conjunta del Departament de Interior y la fundación Abertis premiará a los conductores jóvenes, de entre 15 y 30 años, que den negativo en los controles de alcoholemia, de forma que se podrán beneficiar de descuentos en actos culturales y optar a una viaje para estudiar inglés.

¿Qué opinas sobre esta medida para que los jóvenes no beban si van a conducir? Deja tus comentarios; los más interesantes se publicarán en la revista Autopista. Si lo prefieres, debate esta noticia en nuestros foros.

El conseller de Interior, Joan Saura, y el presidente de la Fundación Abertis, Miquel Roca, han destacado el carácter “positivo” de esta campaña de sensibilización, que en vez de centrarse en penalizar al conductor que supera los límites de alcoholemia, premia a los que dan negativo. La campaña se pondrá en marcha mañana y se mantendrá activa los dos próximos fines de semana, además de la verbena de Sant Joan (la noche del 23 de junio).

Además, a través de Internet se podrá consultar la campaña publicitaria de la campaña, que huye de consejos paternalistas y trata de conectar con un público joven, con lemas como ‘¿Te vuelves loco por los trastos con cuatro ruedas? ‘, que aparece junto a una silla de ruedas; o ‘Si bebes, alguien deberá conducir en tu lugar’, que figura junto al conductor de un coche fúnebre.

El conseller Saura ha recordado que, según los datos del año 2008, el porcentaje de jóvenes de hasta 30 años que dieron positivo en los controles de alcoholemia fue de un 7,8 por ciento, ligeramente superior al del conjunto de los conductores, que se sitúa en el 6,4 por ciento.

Durante el pasado año fallecieron en las carreteras y autopistas catalanas un total de 287 personas, de las que 56 eran jóvenes de entre 15 y 29 años. Saura ha destacado que estas cifras son “inaceptables”, si bien ha recordado que en el año 2000 fallecieron en las carreteras catalanas un total de 617 personas, de las que 229 eran jóvenes de entre 15 y 29.

Comenta o Pregúntanos