No uses el móvil al volante, la DGT te vigila

No uses el móvil al volante, la DGT te vigila

La Dirección General de Tráfico (DGT) desarrollará hasta el próximo 22 de noviembre una campaña de sensibilización y vigilancia sobre el uso inadecuado del teléfono móvil en el coche. Agentes de la Agrupación de Tráfico de la Guardia Civil pretenden controlar, durante los 15 días que durará la campaña, a más de 600.000 vehículos que circulen por las carreteras. Se considera que el uso de este dispositivo durante la conducción multiplica por cuatro el riesgo de sufrir un accidente y es equiparable al exceso de alcohol.

De forma paralela, se realizará una campaña informativa con la divulgación de un vídeo sobre los peligros de las distracciones, un anuncio en televisión y tres cuñas radiofónicas que irán acompañadas de mensajes en los paneles informativos de las carreteras. Los anuncios reflejan la diversidad de acciones que conlleva conducir, la atención que requiere y cómo la conducción se complica cuando interfiere alguna distracción. También se incide en la falsa creencia de que los dispositivos manos libres no distraen, ‘cuando está demostrado que mantener una conversación larga tiene efectos negativos sobre la atención’, asevera la DGT.

Tras un minuto y medio de conversación por el móvil (incluso con manos libres), el conductor deja de percibir el 40 por ciento de las señales, su velocidad media baja un 12 por ciento, el ritmo cardiaco se acelera de forma brusca durante la llamada y se tarda más en reaccionar, ‘comportamientos que pueden desencadenar un accidente’, alerta Tráfico.

El 1,7 por ciento de los conductores de turismos o furgonetas hablan mientras conducen, según el último estudio sobre el uso del móvil en turismos y furgonetas realizado por la DGT en julio de 2007. Esta proporción es mayor al circular por carreteras convencionales (2 por ciento) que por autopista/autovía (1,8 por ciento) y disminuye al circular por vía urbana (1,6 por ciento) que por vía interurbana (1,9 por ciento). El mismo documento recoge también que, en general, se hace mayor uso del móvil de forma manual mientras se conduce por las tardes y en días festivos que por las mañanas y en días laborables.

La tercera parte de los 93.161 accidentes de circulación con víctimas que se produjeron en calles y carreteras de nuestro país el pasado año, y en los que fallecieron 3.100 personas dentro de los 30 días siguientes al accidente y resultaron heridas 130.947 personas, tuvieron como factor concurrente la distracción. De esta forma, 1.147 personas fallecieron en accidentes cuya principal causa fue una distracción. Marcar un número de teléfono móvil (13 segundos), responder a una llamada telefónica (ocho segundos), encender un cigarrillo (cuatro segundos), ajustar la radio o el reproductor de CD (cinco-seis segundos) mientras se conduce supone apartar la vista de la carretera durante un tiempo en que el vehículo circula sin control a lo largo de un tramo y donde pueden surgir circunstancias que provoquen un accidente, advierte la DGT.

Comenta o Pregúntanos