Adiós a las tarjetas de la ITV

Adiós a las tarjetas de la ITV

La tarjeta de la ITV tal y como la conocemos desde hace décadas está a punto de desaparecer. Recientemente ha sido aprobado un Real Decreto que regula los procedimiento de homologación de vehíuculos a motor, y en él desaparece la figura de la tarjeta para dar paso a un nuevo documento, que podrá expedirse en formato papel o en formato digital.

Hasta el 24 de julio de 2012, los fabricantes podrán continuar con la tarjeta actual o bien pasarse al nuevo formato. Transcurrido este período de transición, todas las compañías tendrán la obligación de expedir las homologaciones en el nuevo formato. Al matricular un coche, la marca deberá enviar dos copias a la Delegación provincial de Industria y a la Jefatura provincial de Tráfico.

A priori, los usuarios de los vehículos no veremos muchos cambios respecto a conocido hasta ahora. La única novedad es que, si el fabricante ha optado por el formato digital, el dueño del vehículo recibirá una copia de dicho documento en lugar de poseer el original. Se supone que la concesión en la que se realice la ITV del vehículo será la encargada de actualizar el documento a través de internet en este último caso.

El nuevo documento estará impreso con tinta azul, y su fabricación se ha pensado para dificultar la falsificación. Habrá que comprobar si esto es cierto, puesto que todos saldríamos ganando si se pusiera fin al fraude existente desde hace décadas en la falsificación de las tarjetas de la ITV.

Por el momento no se sabe cómo será exactamente el estilo de que tendrá esta nueva identidad del vehículo. Lo lógico sería que fuese un aspecto similar al actual, algo perfectamente factible. De hecho, esta modificación se trata más bien de una modernización de la tarjeta que de un cambio brusco. No hay más información disponible, seguramente comencemos a oír hablar del nuevo formato dentro de unas semanas.

Comenta o Pregúntanos