Ford Kuga Individual y motores TDCi de 140 o 163 CV, las principales novedades

Ford Kuga Individual y motores TDCi de 140 o 163 CV, las principales novedades

El Ford Kuga incorporará dentro de muy poco la nueva serie de motores TDCI como los que acompañarán al nuevo Mondeo. Sin embargo el SUV no cambiará la cara como sí hizo la berlina sino que incorporará un nivel de equipamiento “Inidividual” opcional que le proporcionará un aspecto diferente.

¿Recordáis al Kuga 2.5 Turbo Individual? Pues de ese Kuga con aspecto diferenciado llega el acabado Individual disponible para todos los motores aunque con ciertas diferencias. El frontal está ocupado por una boca con dos boquillas laterales y un protector inferior diferente. En los laterales llaman la atención las llantas de aleación de 19”, los arcos de rueda en el color de la carrocería o los raíles de techo.

La denominación “Individual” suma un acabado especial para el interior compuesto por un tapizado de piel en color ébano, umbrales de las puertas en terminación metalizada, pedales de aluminio y alfombrillas exclusivas con el logo Individual.

Los impulsores que llegan están basados en los nuevos Duratorq TDCi de 2.0 litros. El primero de ellos ofrece 140 CV y 320 Nm sustituyendp al anterior diésel de 136 CV con un menor consumo. Como motor base está disponible con varias combinaciones de cajas de cambio y transmisión: bien con tracción delantera y cambio manual de seis marchas o bien con tracción a las cuatro ruedas, a elegir con cambio manual o cambio Powershift de doble embrague con seis relaciones.

Con la transmisión manual el Kuga emite 156 gr/km de CO2 (159 gr/Km con AWD) mientras que con la transmisión Powershift este valor se incrementa hasta los 179 gr/Km. En consumos también se nota la mejora y ahora la media cae ligeramente por debajo de los 6 litros/100 Km (6 litros para los Powershift, 6.8 litros para los AWD). En términos de prestaciones el Kuga se comporta de una manera más ágil, acelerando de 0 a 100 Km/h en 10.2 segundos y alcanzando los 186 Km/h.

El siguiente TDCi aumenta su potencia hasta los 163 CV con 340 Nm de par máximo. Este motor solamente se ofrece con tracción integral y, como el anterior, con las dos cajas de cambios comentadas: manual o Powershift de seis marchas. A partir de este momento ya existe un punto intermedio entre los 140 y los 200 CV con el refuerzo de contar con un motor turbodiésel de gran fuerza.

Con este TDCi el Kuga alcanza los 190 Km/h y recorre el 0 a 100 Km/h en menos de diez segundos. Su consumo sin embargo no se resiente en absoluto al marcar en ciclo mixto los 6 litros cada 100 Km (6.8 litros con la transmisión Powershift). Alternativamente al gasóleo seguirá existiendo la potente versión 2.5 Turbo de 200 CV que supone el tope de gama del Kuga.

Comenta o Pregúntanos