Marchionne recomienda a VAG arreglar Seat antes de interesarse por Alfa Romeo

Marchionne recomienda a VAG arreglar Seat antes de interesarse por Alfa Romeo

He de reconocer que me encanta Sergio Marchionne. Este peculiar italo-canadiense, que ostenta el cargo de CEO de Fiat-Chrysler, suele soltar varias perlas cada vez que abre la boca ante los medios. Es de esas personas que dice siempre lo que piensa, sin temor a las consecuencias, un estilo muy escaso en el mundo automovilístico. Hace poco ya veíamos que criticaba sin pudor al Jeep Commander al tiempo que lo crucificaba definitivamente.

Ahora ha concedido unas interesantes declaraciones acerca del probado interés de Volkswagen por Alfa Romeo. Hace meses que el propio presidente del grupo alemán, Ferdinand Piech, confirmó que están interesados en la marca, aunque hemos visto hace poco que Fiat se niega en rotundo a cualquier transacción. El tema se había calmado, pero ahora Marchionne ha lanzado un dardo al propio Piech al decirle que se preocupe primero por la situación de sus marcas.

Especialmente se ha centrado en Seat, la marca española adquirida por Volkswagen hace ya unos cuantos años. Las palabras literales de Marchionne han sido las siguientes: “Mientras yo sea CEO de Fiat, Alfa Romeo nunca pertenecerá a Volkswagen. Enviaré un email a Piech para que lo sepa (…). Yo no soy el que compró Seat, fue él quien la compró. No sé si podrá arreglar la situación de esa marca, pero al menos necesita intentarlo.”

Como vemos, ataca directamente a este directivo, al que culpa de haber comprado una marca en “esa” situación. Con la palabra “esa” se refiere a la posición indefinida que Seat mantiene en el mercado desde hace muchos años. En principio debería ser la marca generalista de corte deportivo del grupo, pero lo cierto es que los consumidores no la ven como tal y la estrategia global del grupo está haciendo que Skoda esté resultando mucho más rentable y exitosa en los mismos segmentos en los que Seat podría aspirar a más.

¿Ha estado incorrecto Marchionne? Tal vez. ¿Ha mentido? Probablemente no. Ferdinand Piech no ha salido de momento al paso de estas declaraciones, aunque al parecer aún no ceja en su empeño de adquirir la marca. Hace más de 10 años se le puso entre ceja y ceja construir un coche de más de 1.000 CV y todo el mundo le llamó loco, pero finalmente consiguió lanzar el Bugatti Veyron, así que hay que tener en cuenta los caprichos de esta persona.

Comenta o Pregúntanos