Un Estudio de Ford Revela que los Universitarios Españoles son los más Proclives de Europa a Conducir Bajo los Efectos del Alcohol

portada_ford

Los españoles, junto con los franceses, son los universitarios europeos más proclives a conducir bajo los efectos del alcohol: el 18 por ciento admite haberlo hecho

Los estudiantes universitarios son los últimos de la clase en lo referente a seguridad vial, ya que muchos de ellos admiten utilizar sus teléfonos móviles al volante, conducir bajo los efectos del alcohol y exceder los límites de velocidad

Casi la mitad de encuestados admite enviar mensajes de texto y una tercera parte utiliza aplicaciones o responde a llamadas telefónicas mientras conduce, según un estudio encargado por Ford. La mayoría supera los límites de velocidad y uno de cada ocho conduce bajo los efectos del alcohol

Más de 20.000 conductores de toda Europa habrán recibido formación práctica a través del programa Ford, Conduce tu Vida, ideado específicamente para jóvenes, un segmento de la población especialmente sensible a ser víctima de accidentes de tráfico

Muchos estudiantes universitarios utilizan sus teléfonos móviles mientras conducen, la mayoría supera los límites de velocidad y un número significativo de ellos también se pone al volante bajo los efectos del alcohol, según un estudio encargado por Ford*.

Diversos estudios indican que los accidentes de tráfico son la principal causa de muerte entre jóvenes de todo el mundo. En Europa, la gente joven tiene casi el doble de posibilidades de fallecer en accidente de tráfico que el europeo medio**.

De entre los encuestados, el 43 por ciento admite haber enviado mensajes de texto, el 38 por ciento haber consultado aplicaciones y el 36 por ciento haber realizado llamadas. Además, el 60 por ciento reconoce haber superado los límites de velocidad establecidos y el 13 por ciento haber conducido bajo los efectos del alcohol. En España, esta cifra aumenta hasta el 18 por ciento. En comparación, de entre los encuestados que abandonaron los estudios a los 18 años, el 45 por ciento admite haber superado los límites de velocidad, el 9 por ciento haber conducido bajo los efectos del alcohol y el 41 por ciento haber utilizado sus teléfonos al volante.

A través de su programa ‘Ford, Conduce tu vida’, Ford ofrece formación gratuita a jóvenes conductores. A finales de 2016, este programa habrá proporcionado cursos de formación a más de 20.000 conductores de 13 países europeos, más de 2.600 en España.

“Estudiar en la universidad es un logro increíble y también es donde algunos de nosotros establecemos nuestras amistades más fuertes, pero queremos asegurarnos de que estas amistades duren toda la vida”, cuenta Jim Graham, gerente de Ford, Conduce tu Vida. “Es fundamental que los estudiantes, al igual que todos los jóvenes, comprendan las terribles consecuencias que tiene asumir riesgos al volante tanto para ellos como para otros”.

La universidad puede ser una época muy exigente en el apartado social, y el estudio revelaba que muchos estudiantes también estaban tentados de asumir aún más riesgos al volante. De entre los encuestados:

-El 48 por ciento afirmó sentirse tentado de conducir un coche por encima de la capacidad de pasajeros permitidos

-El 75 por ciento estaría tentado de conducir después de haber dormido muy poco o nada

-El 28 por ciento estaría tentado de subirse a un coche conducido por alguien que sabían que había estado bebiendo alcohol

En total, el 30 por ciento de estudiantes universitarios admitieron haberse visto implicados en un accidente, frente al 25 por ciento de aquellos que abandonaron los estudios con 18 años.

En Europa, los estudiantes españoles y franceses resultaron ser los más proclives a conducir habiendo superado el límite de alcohol establecido (18 por ciento), los italianos resultaron ser los más proclives a utilizar su teléfono al volante (el 49 por ciento), mientras que los alemanes revelaron ser los más proclives a superar los límites de velocidad (70 por ciento).

Ford, Conduce tu Vida, lanzado por primera vez hace 13 años en EE.UU, ofrece formación práctica en Alemania, Bélgica, Dinamarca, España. Francia, Holanda, Italia, Polonia, Reino Unido, Rumanía, Rusia y Turquía. Las clases cubren materias como la detección de riesgos, el conocimiento del vehículo o la gestión de espacios, además de los riesgos asociados a conducir bajo los efectos del alcohol y las drogas o hacerse selfies al volante. Un estudio previo, encargado por Ford en 2014 mostraba que 1 de cada 4 conductores se había hecho un selfie al volante.

*Las conclusions de este studio están basadas en una encuesta realizada a un total de 6.500 jóvenes europeos de Alemania, España, Francia, italia y el Reino Unido en junio de 2016. El estudio fue llevado a cabo por Lightspeed GMI, una organización de investigación integrada. Lightspeed GMI es una compañía de recopilación de datros digitales. Con base en Warren, New Jersey, Lightspeed GMI forma parte de Kantar, la rama de gestión de datos de WPP, líder mundial en servicios de marketing y comunicación.

Comenta o Pregúntanos