PEUGEOT, UNA REFERENCIA EN EL MERCADO SUV

8_133_1245_829

  • Con los Peugeot 2008 y 3008, la marca es la segunda marca más vendida en el emergente mercado SUV español, que ya supone un 30% de las ventas de turismos nuevos a particulares.
  • Tanto el Peugeot 2008 como el 3008 cuentan con la tecnología Grip Control®, que actúa sobre las ruedas motrices delanteras y permite una circulación cómoda y segura sobre nieve, hielo o arena.
  • La gama SUV Peugeot cuenta con una alternativa urbana, el Peugeot 2008, y una opción compacta y espaciosa, el Peugeot 3008.

El crecimiento de los SUV ha sido uno de los grandes acontecimientos de la última década en el mercado europeo del automóvil, y España no ha sido una excepción. Estos vehículos polivalentes, prácticos tanto en las calles de la ciudad como en senderos y pistas forestales, han pasado de ser un elemento exótico, propio de películas y series americanas, a suponer casi uno de cada tres turismos nuevos que se venden en nuestro país.

Peugeot, segunda marca más vendida en el mercado SUV español, ha creído desde el principio en el desarrollo de este nicho, que ha llegado a constituirse en todo un segmento aparte. En 2009, lanzó el Peugeot 3008, directamente inspirado en el concept-car Prologue, presentado en el Salón de París del año anterior. El SUV urbano, el Peugeot 2008, llegaría en 2013, aupándose rápidamente al podio de los modelos más vendidos de su categoría. Además, la gama de la marca cuenta con un rutero de alta gama con características SUV: el Peugeot 508 RXH.

La tecnología Grip Control® es uno de los rasgos característicos de la gama SUV Peugeot. Presente en los Peugeot 2008 y 3008, además del Peugeot Partner, optimiza la motricidad y el agarre de las ruedas delanteras en firmes con baja adherencia, como superficies heladas o nevadas. Se activa a través del mando giratorio situado en la consola central. El conductor puede elegir entre uno de los cinco modos de uso disponibles, que modulan la transferencia del par motor sobre el tren delantero y gestionan el frenado, en función del terreno.

El conductor puede determinar en todo momento si permite que el sistema actúe de forma inteligente, a través del modo Standard, pensado para condiciones normales, o si selecciona manualmente, mediante el mando giratorio, uno de los modos específicos.

El modo Nieve adapta de manera instantánea el control de tracción de cada una de las dos ruedas motrices a las condiciones de adherencia existentes. Cuando el coche supera los 50 km/h el sistema pasa automáticamente al modo Standard.

Para circular sin problemas por terrenos deslizantes como barro o hierba húmeda, puede activarse el modo Todocamino. Asegura el arranque del vehículo en estas condiciones transfiriendo el máximo par posible a la rueda que más adherencia tenga. Funciona como un diferencial de deslizamiento limitado. Se adapta perfectamente a la circulación en pistas forestales y se mantiene activo por debajo de 80 km/h.

En cuanto al modo Arena, mantiene el deslizamiento de las dos ruedas motrices simultáneamente para permitir la progresión sobre suelo blando y limitar el riesgo de quedar atrapado. Este modo funciona hasta 120 km/h y cambia a modo Standard si se supera esa velocidad.

Finalmente, el modo ESP Off ofrece al conductor la posibilidad de desconectar totalmente el ESP y el Grip Control, hasta 50 km/h, y gestionar la motricidad en función de sus preferencias

La gama SUV Peugeot se caracteriza por la diversidad y la eficiencia de sus motorizaciones. Sus versiones diésel BlueHDi y gasolina PureTech y THP figuran entre las más prestacionales, sobrias y ecológicas de sus respectivas categorías. En el caso de los Peugeot 3008 Hybrid y el Peugeot 508 RXH Hybrid, su cadena de tracción híbrida diésel desarrolla una potencia de 200 CV, además de proporcionar tracción a las 4 ruedas.

El Peugeot 2008 es la oferta de la Marca para el segmento de los crossovers urbanos. Un vehículo cuyos atributos lo hacen perfecto para la ciudad, y a la vez, le otorgan la posibilidad de abandonar el asfalto en terrenos off-road, gracias a equipamientos específicos como el Grip Control®.

Robusto y dinámico, el Peugeot 3008 propone una experiencia de conducción inédita. Diseño compacto, motores eficientes y equipamiento tecnológico hechos con el fin de dominar la carretera y disfrutar de una conducción dinámica, incluso en las condiciones más difíciles.

Por su parte, con sus 4 ruedas motrices y su agarre en carretera ejemplar, el Peugeot 508 RXH ha sido concebido para afrontar de la mejor manera todas las situaciones. La motorización híbrida diésel y eléctrica de este rutero conjuga rendimiento y control del consumo.

Comenta o Pregúntanos