DESDE MI PARABRISAS

¿Ha visto usted alguna vez sonreír al ministro del Interior?

Ni siquiera un redivivo Cervantes vendería más ejemplares de su Quijote que Belén Esteban. ¡Qué vergüenza!

Pero la culpa no es toda suya…

image

¿Sería posible en un futuro repetir aquella descripción de los límites geográficos de España que cantábamos en el colegio? Mucho me temo que no. Si los políticos que nos gobiernan no lo remedian, la descripción sería en el futuro, más o menos, así:

…España limita al Norte con el mar Cantábrico, la mitad de los Pirineos y Francia, al Oeste, con Portugal, al Sur con Gibraltar, y al Este, con numerosas urbanizaciones a orillas de Mediterráneo…

No puedo imaginar al iluminado Artur Mas dirigiéndose a la Asamblea de la ONU en catalán, o a Joan Tardá en la Moncloa… ¡Vivir para ver!

Cuando descubrimos que algunos genios son capaces de reunir decenas de millones en un tiempo record, se nos queda cara de tontos.

image

¡Qué no se le ocurra robar una gallina! con la reforma del Código Penal, los que han robado a todos los españoles ya estarán en libertad, mientras que usted se pudre en la cárcel.

¡Cuán gritan esos malditos!
No me refiero a la famosa frase de José Zorrilla, sino al mal estilo de algunos de los tertulianos- casi siempre los mismos- quitándose la palabra a voces para que no los entendamos… ¡Quién sabe si no es mejor así! Lo único que nos dejan claro es el color de la camiseta del equipo en el que juegan.

¿Quiere usted saber cuándo un político nos miente? Quite el sonido a la tele y mírele directamente a los ojos.

Con la ampliación de facultades a los guardias jurados, ¿tendrá alguna vez que pasar por la vergüenza de que le registren en plena calle sin haber robado nada?

¿Prohibido!…¡Prohibido!,,,¡Prohibido!…¡Prohibidooooo!!!!!!

¡VIVA LA LIBERTAD!

Qué hablen claro de una puñetera vez y qué nos dejen en paz.

Consulta…autodeterminación…independencia…soberanía al alimón…Cuando era niño, en mi barrio decíamos a los tibios, a los indecisos, a los cobardes y a los faroleros: “El que amaga y no da, tiene la mano cagá”.

image

Tengo un amigo que tiene muy mala leche y el otro día me dijo, “¿Has visto alguna vez a un sindicalista trabajar?” La verdad es que no supe que contestarle.

De aspecto frágil, bien vestida y con una estupenda figura, ¡Hay qué ver la cara de mala uva que tiene la juez Alaya!, no me extraña que, en Andalucía, algunos políticos y “choricillos de poca monta” la teman como al mismísimo diablo.

image

Continuará…

Paco Costas

Comenta o Pregúntanos