LEWIS HAMILTON

Fue en los años ochenta. Le hice una entrevista a Ron Dennis, y entre muchas cosas que me dijo, una parece de Perogrullo.

¿Cómo se consigue un equipo ganador como el que en estos momentos domina la F1?

“Con el mejor chasis, los mejores motores, los mejores neumáticos y los dos mejores pilotos”

Desde que Dennis adquirió el equipo, su obsesión por el orden, la limpieza y la búsqueda de la excelencia empresarial, han dejado su impronta y han obligado a los demás equipos a seguir su ejemplo

Cuando anunció  que iba a sentar al volante de uno de sus coches a un joven barbilampiño y además negro, la noticia produjo un gran revuelo  y una gran sorpresa entre los profesionales y los aficionados.

Aquel joven, al parecer tutelado por Ron Dennis desde que dio sus primeros pasos en fórmulas inferiores era, sin duda, una apuesta muy fuerte. Hoy Hamilton es el piloto más grande de la década y el más laureado de la Formula 1.

SU RELACIÓN CON FERNANDO ALONSO

Cuando el español fichó por Mclaren, acababa de jubilarse el mejicano Jo Ramírez, hasta entonces encargado de la logística y brazo derecho de Dennis.

Un día le pregunté qué había pasado para que Alonso dejase el equipo frustrado por las preferencias notorias a favor de Hamilton.

“Si yo hubiese estado todavía en el equipo – me contestó – le habría ayudado mucho, Fernando se encontró muy sólo, en un ambiente frio y sin el cariño del Equipo Renault. En la base de Mclaren sólo hay una sola voz, y la disciplina que impone Ron crea un trato impersonal al que Alonso no estaba acostumbrado”

Han pasado los años, y mientras Hamilton hizo la mejor elección, al español le ha sucedido todo lo contrario.

Espero que no nos quedemos con las ganas de ver a estos dos grandes pilotos enfrentados al volante de coches ganadores. Entretanto, las cifras cantan. Hamilton es el rey.

Comenta o Pregúntanos