Por

Prueba Citroën C5

Citroën C5

El puesto de conducción del Citroën C5 HDI 136 S, resulta una gran evolución con respecto al de su hermano al que sustituye, se aprecia nada mas abrir la puerta y dar el primer vistazo, una vez acoplados en el asiento vemos que el cambio es muy evidente, tanto en formas y aspecto como en materiales.
Los asientos que aunque son los digamos â��estándarâ�� se muestran muy acogedores de aspecto y mejor de uso, sujetan muy bien el cuerpo además de ser muy cómodos, la postura de conducción se adquiere muy pronto y casi sin hacer uso de los múltiples reglajes de que dispone, disponemos del clásico volante Citroen que mas que de un coche parece de una nave espacial por la cantidad de controles que tiene.

Visibilidad
La visibilidad de este nuevo C5 es bastante buena, el cristal delantero apenas tiene obstrucciones hacia delante, los montantes A son bastante limitados en tamaño, lo que nos permite ver muy bien los laterales, y detrás nos apoyamos en unos espejos de unas dimensiones generosas para conducir seguros viendo lo que pasa detrás al detalle.
En le plano iluminación el coche venia dotado del paquete Exclusive por lo que disponía de Xenón lo que es sinónimo de seguridad y detrás monta luces de leds, que son mas visibles y además reducen el consumo energético, parte de ser mas estéticos.

Impresiones de Conducción
La conducción de este nuevo C5 en su versión HDI 136 produce la sensación de haberlo conducido desde siempre, un automóvil dócil y a la vez con genio.
La primera sensación al comenzar a rodar es la de â��flotabilidadâ��, dado el tarado de sus suspensiones, que son blandas, y no se nota la carretea, pero a la vez son duras y el coche no se mueve en curvas, eso unido al motor de 136 cv, hacen que el coche se mueva bastante decentemente, pese al gran peso que tiene que mover, salvo en algunas aceleraciones, en la que el peso le penaliza bastante. Es un automóvil rutero, dotado de una sexta bastante larga con lo que en autopista es un mechero y la autonomía es muy grande.

Frenada
La frenada del C5 HDI 136 se muestra muy potente, con un tacto muy conseguido, dotado de frenos de disco ventilados delante y macizos detrás, las distancia de frenado son muy buenas máxime con el peso del vehiculo, a lo largo de la prueba el coche no nos dio muestras de fatiga en ningún caso.
Está dotado de ABS de última generación además de control de tracción y de estabilidad.

Tracción
La tracción de este C5 HDI es efectiva, sin ningún tipo de sobresalto dada la potencia que nos suministra el motor, en alguna arrancada realizada a propósito con arena suelta en la calzada tuvimos un poco de deslizamiento de las ruedas, pero eso fue todo, fue controlada de inmediato por le control de tracción y el resultado fue perfecto, no debemos de olvidarnos que la unidad probada venia equipada con neumáticos en medida 245/45 en llanta de 18 pulgadas lo cual es mucha goma y mas para la potencia del motor.

Estabilidad
Muy estable nos ha resultado este modelo de Citroen, pese a no montar la suspensión Hidractiva III +, que ya probaremos en otro modelo, la estabilidad del modelo es algo excepcional las suspensiones trabajan muy bien tanto en compresión como en extensión, lo que se traduce en una conducción cómoda y a la vez efectiva con poca deriva del coche a lo que ayuda la gran anchura de neumáticos. Muy cómodo en autopista y viajes largos con buen firme.

Reposacabezas
El C5 HDI 136 dispone de cinco reposacabezas, los cinco son regulables en altura e inclinación, pero ninguno es activo.

Cinturones
El coche dispone de cinco cinturones de tres puntos de anclaje, estando dotados los delanteros con dispositivo pirotécnico de retención.

Bebes y Niños
Este vehiculo que esta enfocado también a un uso familiar, viene dotado del sistema de anclaje ISOFIX de seguridad para las sillitas de los Bebes en los asientos delantero y traseros.

Airbags
En esta apartado el C5 HDI 136 viene equipado con dos airbags, para pasajero y conductor, más los laterales delanteros y de cabeza para los asientos delanteros y traseros, a lo que hay que añadir el de rodillas para el conductor.

Euroncap
En las pruebas EuroNCAP el Citroën C5 HDI 136 S obtiene: 5 estrellas para la protección de ocupantes y 4 estrellas para la protección infantil, además de 2 estrellas para la seguridad de los peatones.

Recuperaciones
En este apartado el C5 HDI 136 se comporta bastante bien para el peso que tiene que mover, el motor no tiene un gran tirón, todo lo contario es muy progresivo y eficiente, el escalonado del cambio tiene mucho que ver en esta apartado, pues las marchas está muy bien seleccionadas, tanto como para conseguir una aceleración de 0 a 100 en 10,6 segundos o una punta de 204 km/h.

Caja de Cambios
La caja de cambio es agradable de usar, con un tacto un poco muy suave, las marchas entran con facilidad, tendremos que apoyarnos a menudo en ella dada la potencia y el peso del vehiculo, con una sexta muy utilizable en autopista, lo que nos baja aun mas el consumo del parco motor.

Circulando por Carretera
En este medio su comportamiento es aceptable, el chasis se comporta bien y las suspensiones blandas pero enérgicas nos dan una sensación de confort. Los frenos cumplen perfectamente y no se quedan cortos en ningún momento.

Circulando por Autopista
Este es el lugar preferido del C5 HDI se comporta muy bien en autopista, su tarado de suspensiones es muy confortable para hacer un largo viaje y que no sea cansado, eso unido a su bajo nivel de ruido dado el desarrollo de la sexta marcha y su poco consumo además de un gran maletero, le hacen el vehículo ideal para largos recorridos.

Circulando por Ciudad
En ciudad el C5 se encuentra bien, su tamaño cercano a los cinco metros hacen que en una conducción por cuidad con atascos incluidos, las maniobras tengan que hacerse con previsión, la respuesta del motor, y una frenada buena, le hacen ser un automóvil muy fácil de conducir en trafico urbano.

Calidad de Acabados
En este apartado hemos de decir que la evolución es muy significativa, el coche ha mejorado de manera muy positiva acercándose a la gama alta de otras marcas, nos ha gustado en especial el aspecto que tiene el exterior que ha ganado mucho con respecto a la versión anterior y también el interior, notándose un trabajo muy bien realizado.

Calidad de Materiales
Los materiales son mucho mejores que en otros vehículos de Citroen, con este C5 se mejora mucho en el aspecto y tacto de muchas de las partes vistas del coche, y el salto a mejor es francamente muy acusado.

Conclusiones
Este nuevo C5 en su versión HDI 136 S es un automóvil visualmente muy bonito, con cierto aire alemán en algunos de sus ángulos, pero de corazón francés, es una clara evolución del anterior C5 a mejor. Nos ha sorprendido en muchos de sus apartados, la conducción da la sensación que fuera la de nuestro coche de toda la vida, es muy fácil de conducir, dispone de un motor muy voluntarioso que rinde 136 cv. suficientes para mover con soltura los muchos kilos de esta nueva versión, su comportamiento es de lo más agradable y seguro en todo tipo de circunstancias y firmes. Destacar la gran capacidad el maletero, cosa de agradecer en largos viajes en los que el consumo será muy bajo y con 70 litros de capacidad de depósito la autonomía es verdaderamente amplia, más de 900 km.

Citroën ha dado un gran paso adelante con este nuevo C5.

Probadores: Daniel Galdeano Martínez / Eugenio Galdeano Vázquez.
Redactor y probador: Daniel Galdeano Martnez
V�­deo de la prueba: http://es.youtube.com/watch?v=cFEguD455Dg


                    

Comenta o Pregúntanos