Por

Prueba Seat León FR

Seat León FR

El modelo estrella de Seat cuenta con una amplia gama de acabados, naturalmente nos referimos al León. Este compacto que año tras año ha ido escalando en ventas en España. Su buena dotación en motorizaciones y excelentes acabados lo han convertido en un ejemplar rival a los compactos de hoy en día, no tiene nada que envidiarle al Volkswagen Golf V GTI. Aun que sean hermanos de grupo se diferencian en bastantes cosas. Nuestro vehículo con el acabado FR, el más vendido en la primera versión es el más completo y de mejor precio en comparación con sus rivales. Por encima del acabado FR se encuentra el Cupra, dotado de mejores prestaciones un motor mas apretado y cualidades mas racing. El FR no se queda lejos en aptitudes deportivas, su excelente puesta a punto hará sudar a más de una berlina potente. Los interiores algo sobrios denotan buena calida. El puesto de conducción irremediablemente por su tamaño y reglajes nos recuerda a la antigua serie V del Golf. Y no solo nos lo recuerda su puesto de conducción. Hemos de recordar que el propulsor que anima al FR gasolina es el mismo que el usado en la versión GTI caja V.

Visibilidad
El Seat León solo se comercializa en versión cinco puertas, al igual que su antecesor no se dispone de versión 3 puertas. Esto no influye directamente en la visibilidad del vehiculo, pero es sabido que los automóviles de tres puertas siempre incorporan lunas traseras de mayor tamaño. En este caso el León FR no esta falto en este sentido. Las lunas traseras laterales son generosas. No tanto así la trasera, que disminuida por el tamaño de los reposacabezas nos dificulta considerablemente la visión. Por otra parte la visibilidad delantera es correcta, los pilares A de un grosor considerable y que intercalan una pequeña luna el mismo no contemplan dificultad para el conductor, ni una resta potencial de visibilidad. Solo en ocasiones de curvas cerradas a izquierdas o en una simple rotonda notaremos esa pequeña falta de visión por el grosor del Pilar A. Nuestra unidad de pruebas equipaba proyectores dotados de lámparas con gas xenón. Es casi impensable hoy día omitir este extra si hacemos conducción nocturna. El alumbrado es amplio y con gran potencia en la cercanía del automóvil. La seguridad y el confort que presentan es suficiente como plantearse el pequeño desembolso que cuestan de más frente a los halógenos de toda la vida. Además de su capacidad lumínica, estos faros son autoadaptivos, es decir que en cada curva giran según el movimiento del volante, iluminado siempre la calzada, ya sea en recta o en curva. Otro plus de seguridad.

Impresiones de Conducción
El León FR de Formula Racing no pasa desapercibido entre los jóvenes. Ya el anterior FR fue superventas con el propulsor diesel de 150cv y el 1.8T gasolina de 150cv también. En el nuevo León el motor escogido para animarlo es el motor turbo de inyección directa de dos litros que eroga 200 CV. Este propulsor ya es muy conocido dentro del grupo Vag, ya que es utilizado en diversos modelos. En este caso es el mismo motor que empleado por el Golf GTI caja V. Y que por cierto en el FR va como un misil. Consumos ajustados, buena respuesta en bajos y altos. Y que, en conjunto con el cambio automático de doble embrague DSG obtenemos un pequeño deportivo confortable.

Frenada
Otra parte que se hereda del GTI V. Pero no solo del Golf GTI, los discos de 312mm delante se llevan utilizando ya unos años desde el antiguo S3 de Audi hasta hoy día en el León FR de Seat. Detrás monta discos de 286mm. Los delanteros son ventilados. La capacidad de frenada de este equipo de frenos esta mas que probada, y por suerte nuestra unidad de prensa no estaba excesivamente castigada y maltratada. Y sus frenos cumplían más que correctamente. Una vez puestos a prueba en un puerto de montaña supimos con certeza que con un uso excesivo los frenos del León FR dan la talla.

Tracción
Como todo compacto de marca “generalista” la tracción es delantera. Es decir, el eje delantero es el encargado de soportar la potencia que el motor le envía, mas concretamente los neumáticos. Que en nuestra unidad eran francamente buenos y estaban a la altura de las prestaciones del León. Dispone de control de tracción y de estabilidad de serie. Ambos desconectables en cualquier momento o circunstancia. El ESP aun estando desconectado del todo, queda latente por si surgiera algún imprevisto poder actuar que el susto quede en eso, solo un susto. Antiguamente se decía que en un tracción delantera mas de 150 / 200cv era una perdida de tiempo, por que toda esa potencia se iba a perder por el camino en una mala adherencia o poca optimización del vehiculo en este aspecto. Es completa ilógico pensar esto en los tiempos en los que estamos, el León no acusa este problema, ya podemos darle un “zapatazo” al acelerador en primera marcha que el control de tracción hará su trabajo y saldremos echando pastilla.

Estabilidad
El acabado FR no solo es un bonito nombre. También es un apellido, que denota que el León ha sufrido mejoras para una conducción más radical y deportiva. Una suspensión más enérgica, con muelles más cortos y rebajada. Estabilizadoras más gruesas, motor potente y optimizado, llantas de gran tamaño con perfiles muy muy bajos. Y más elementos que hacen del León FR un verdadero misil asequible y potente. Sus 200 CV así lo atestiguan. La estabilidad del León es excelente en zonas reviradas, carreteras secundarias o un puerto de montaña, se sujeta a la perfección y no tiende a hacer balanceos de la carrocería en las curvas. Si entramos “a por uvas” en alguna curva podremos sufrir un pequeño sobreviraje que si soltamos el acelerador levemente se corrige el solo. Por lo general es un coche muy neutro y no presenta problemas en conducción rápida, es mas, se podría decir que es fácil de conducir y que no requiere muchas manos para exprimir sus mejores cualidades.

Reposacabezas
El Seat León ya sea con el acabado FR o con el acabado mas básico homologa cinco plazas. Dispone de cinco reposacabezas, los delanteros regulables en altura e inclinación. Los traseros solo son regulables en altura. Algún día las marcas prestaran mas atención a esta medida de seguridad y además de hacerlos inclinables detrás, los harán activos. Esperemos que sea pronto, por que algunas marcas no de las “caras” como Renault ya los montan en algunos modelos.

Cinturones
Como sucede en el caso de los reposacabezas, el León FR trae cinco cinturones estándar de 3 puntos de anclaje. Si ya con este tipo de cinturones de 3 puntos de anclaje mucha gente no se lo pone, no queremos pensar que pasaría si tuviéramos que utilizar un cinturón tipo arnés como en las carreras. Que todo sea dicho, pero este tipo de cinturón es infinitamente mas seguro en caso de accidente, pero resulta incomoda su colocación en día a día. Desde aquí pedimos que la gente se ponga el cinturón es un seguro de vida, y bien ceñido al cuerpo.

Bebes y Niños
En este aspecto el León FR es completamente valido para un uso familiar, sus cinco puertas, buen maletero le hacen ideal para el cometido. Solo tiene algunos contras, una suspensión dura que puede resultar incomoda para los niños. Y unas plazas traseras algo justas de espacio. Pero por lo general es viable para este uso. Dispone de anclajes ISOFIX en los asientos traseros.

Airbags
En cuanto a seguridad el León cuenta con un buen surtido de Airbag, de serie trae 8. Y no dispone de mas, ni como opción.

Euroncap
En las pruebas EuroNCAP el Seat León obtiene: 4 estrellas para la protección de ocupantes y 4 estrellas para la protección infantil un total de 32 puntos sobre 39.

Recuperaciones
Las recuperaciones son pan comido para el León FR y su propulsor TFSI. Y si además contamos con DSG no habrá adelantamiento que se nos resista. El 0 a 100 con DSG lo realiza en 7,1 segundos. En el caso del manual se demora un poco y lo realiza en 7,3 segundos.

Caja de Cambios
Nuestra unidad de pruebas venia equipada con DSG a petición del equipo de pruebas de PacoCostas.com. Este cambio ya muy conocido, no tiene secretos para nuestros lectores. Pero aun así vamos a hacer una breve explicación sobre el. No es ni más ni menos que un cambio automático basado en dos embragues bañados en aceite. Al tener doble embrague el cambio es infinitamente más rápido que en un cambio automático por convertidor de par. Un embrague se encarga de las marchas pares y el otro de las impares, por eso los cambios son rápidos e imperceptibles. En reducciones si se dejan notar un poco mas. Esto tiene una contestación y es que el DSG esta programado para tener siempre una marcha engranada preparada para cambiar, de hay el cambio tan rápido. Esta marcha preparada es siempre de subida, es decir, si vamos en tercera relación el DSG tendrá preparada la cuarta relación. Y si en ese caso en ver de pasar a cuarta relación pasamos a segunda notaremos esa pequeña demora del cambio de marcha. En lo demás es muy parecido a los otros cambios comercializados por otras marcas, cuenta con levas en el volante y un programa Sport, para exprimir la potencia del León FR.

Circulando por Carretera
El León con acabado FR se comercializa con dos propulsores, gasolina y diesel. Ambos potentes y bien ajustados. El gasolina más deportivo por su sonido y potente por la mayor potencia. Y el diesel muy ahorrador. Nosotros escogimos el gasolina. Mas adelante probaremos el León FR diesel. Con el motor gasolina las carreteras secundarias serán nuestra droga de fin de semana, no podremos dejar de escuchar el bramido del TFSI cerca de las 7000 revoluciones. Es adictivo y placentero. Su mas que probada estabilidad y capacidad de adherencia hacen de el todo un vehículo rutero de carreteras reviradas. El consumo en conducción deportiva es desorbitado y mejor no hacer mención de el ya que no es su consumo habitual. Yendo a velocidades legales podemos ver en la media valores cercanos a los 7 litros y hasta menos. Yo llegue a pensar que me habían dado el León FR diesel en vez del gasolina, pero con solo hundir el pedal del acelerador su sonido le delataba.

Circulando por Autopista
En autopista su comportamiento es noble, responde a las exigencias de su conductor sin miramientos. Destacar su buen aislamiento, y un fantástico uso de la sexta en este tipo de vías. El motor es imperceptible a poco más de 2000 revoluciones. Solo se deja escuchar el rodar del los neumáticos. La suspensión si nos puede jugar una mala pasada a nuestra espalada si el asfalto esta en mal estado. Pero esto no es culpa del León FR, si la vía estuviera en buen estado la conducción es confortable, incluso para viajes largos. El consumo en este tipo de vías es ajustado y no supera los 8 litros a los 100 km.

Circulando por Ciudad
En ciudad tenemos una gran ayuda y apoyo en el cambio automático DSG. El confort que proporciona este cambio es increíble. En atascos y retenciones se deja notar. El propulsor gasolina en ciudad no se encuentra todo lo a gusto que debería, el DSG hace cambios a muy bajas vueltas para bajar el consumo perdiendo prestaciones. Y aun así los consumos son cercanos a los 11 litros en ciudad.

Calidad de Acabados
En cuanto a acabados es notable la mejoría que Seat ha ido teniendo en estos últimos años, los acabados están a la altura de sus hermanos los Volkswagen. Solo le falta mejor encaje entre piezas.

Calidad de Materiales
Los materiales empleados en el Seat León FR son correctos, tanto los plásticos de tactos gomosos, como las telas.

Conclusiones
En conclusión el Seat León FR con motorización gasolina es una compra racional, su uso diario esta permitido por sus consumos. Pero quien quiere tener bajos consumos teniendo 200 CV bajo el capó. Es un coche destinado a hacer alguna salida rutera más de una vez, y que además no le vendrá nada mal, tanto al coche como a su conductor. Por lo demás el equipamiento de serie es muy generoso, y en cuanto a seguridad tanto activa como pasiva viene bien equipado. Recomendamos su compra si no se superan los 20.00km al años, si se superan su hermano diesel nos cautivara igual que este.

A favor: Propulsor gasolina, estabilidad, DSG
En contra: consumo, espacio interior.

Redactor y probador: Daniel Galdeano Martnez
V�­deo: http://es.youtube.com/watch?v=YNZm81VzacQ


                    

Comenta o Pregúntanos