Por

Prueba Skoda Octavia RS

Skoda Octavia RS

El Skoda Octavia tal y como lo conocemos hasta la fecha tiene los días contados, a principios del 2009 se empezara a comercializar la nueva berlina. Mientras tanto Skoda esta vendiendo un producto que aun puede ser considerado moderno, ya que no hacen otra cosa que ponerlo al día con nuevas tecnologías, como navegador de última hornada, sensores de todo tipo, motores actuales, cambio automático DSG, y un largo etcétera. Nosotros antes de la desaparición del Octavio hemos querido probar el tope de gama de la berlina, la versión mas radical visualmente y deportiva a la vez. Hablamos de la versión RS. Esta versión se comercializa con dos motorizaciones, gasolina TFSI de 200cv y diesel Common Rail de 170cv. Ambas pueden disponer de cambio automático DSG. Nuestra unidad estaba dotada del propulsor diesel de inyección por conducto común que eroga 170cv a poco más de 4.000 revoluciones. Lo mas llamativo del Octavia RS es su espectacular acabado, llantas de de gran tamaño, alerón, faldones laterales, color llamativo, pinzas de freno pintadas en rojo. Esto en el exterior. El interior no se queda corto, asientos deportivos bicolor con el símbolo RS, volante forrado en cuero de mayor grosor. Cuadro de instrumentos diferente, etc… El Skoda al verlo aun siendo una versión bastante diferente a la que se comercializa comúnmente no puede evitar tener un parecido con el Volkswagen Passat, y es que es lógico, comparten muchas piezas. También el Skoda Octavia comparte piezas del Vw Polo actual, sin ir más lejos los retrovisores exteriores, o el techo eléctrico (opción). El puesto de conducción es gratamente confortable tratándose de una berlina con ostentaciones deportivas. Los asientos tienen una banqueta blanda que ayuda al pasar muchas horas sentados sin que nos cansemos. El salpicadero sobrio como los Volkswagen, pero de calidad.

Visibilidad
El acabado RS es el mas alto que podemos conseguir en e Octavia, este acabado lleva de serie bastante equipamiento, como los faros de xenón, que hoy en día se hacen imprescindibles en una conducción nocturna. La iluminación que proporcionan este tipo de faros es notable en comparación con los halógenos, vemos mejor, mayor zona iluminada, mayor anchura. Llegan más lejos con mejor claridad, su durabilidad es más alta, ya que han sido creados para durar toda la vida útil del vehículo. Ahora hablemos de la visibilidad del vehículo, el conductor no tendrá problemas ni puntos ciegos importantes con el Skoda Octavia. Los retrovisores exteriores de forma rectangular y de buen tamaño nos proporcionan una visión excelente, de lo mejorcito del coche. El interior va por le mismo camino que los exteriores lastima que al mirar hacia atrás nos entorpece las vista el alerón trasero del acabado RS que esta sobre el maletero. Este alerón tan bonito en conjunto con la línea del coche nos resta visibilidad, no es nada importante pero fastidia perder esa parte de visión.

Impresiones de Conducción
Como ya hemos adelantado anteriormente nuestra unidad tenia la motorización diesel mas alta disponible hasta la fecha. Este motor ha sido evolucionado pasando de ser bomba inyector a ser common rail. Las prestaciones se mantienes, ahora la rumorosidad es menor, el consumo algo mas contenido si cabe, y con una contaminación menor, superando la nueva normativa Euro V. Nuestra unidad de prensa además del fabuloso motor TDI CR montaba el cambio automático DSG, con este cambio las cosas son muy diferentes, la calidad de conducción que proporciona este cambio es increíble, es rápido, seguro y fiable. Y sabemos que con solo pisar el acelerado tenemos a nuestra disposición toda la potencia del motor. El resultado es que nos quedamos gratamente impresionado del buen hacer del Skoda Octavia y con ganas de probar el nuevo para comprobar si conserva las buenas maneras del actual.

Frenada
Skoda a optado por utilizar frenos de una tamaño acorde a las prestaciones del vehículo dotando de una buena capacidad de frenada. Montando frenos ventilados de 312mm en el eje delantero y macizos de 286mm en el trasero. Este equipo de frenos cumple con su función sin titubear, frena con contundencia. Y demuestra que en las frenadas de emergencia trabaja al 100% parando el Skoda en pocos metros con una eficacia envidiable. Dispone de ayudas electrónicas como ABS de última generación, ASR, ESP, EBD, MSR, ayuda a la frenada de emergencia.

Tracción
Skoda ha dotado a todos su vehículos de tracción delantera. En el caso del RS se cumple el patrón. El Octavia cuenta con sistemas electrónicos para mitigar en la medida de lo posible las perdidas de tracción/adherencia. Sin estos sistemas conectados las perdidas de tracción son considerables dalo el alto par a bajas vueltas que proporciona el motor diesel, aun que el cambio automático DSG por su parte también reduce la potencia de entrega a las ruedas. Por ello con los sistemas conectados en arrancadas es casi imposible sufrir perdidas de tracción. Una vez ya conduciendo si es más posible si andamos por carreteras reviradas, pero eso ya entre en el estilo de conducción de cada uno.

Estabilidad
El acabado RS no es solo una bonita apariencia y un motor potente, también se han trabajado además de los frenos la suspensión otorgando una mayor seguridad al Octavia RS. Amortiguadores más enérgicos con muelles de mayor dureza y de menor recorrido que acortan la altura libre del Octavia dejando el centro de gravedad mas bajo. Con esto se consigue mayor estabilidad, pero se reduce la comodidad de marcha. Pero el RS no ha sido pensado para ser cómodo, el que lo compra sabe de antemano que la suspensíon a de ser dura. El Octavia RS se porta y da la talla en carreteras de montaña, su buena batalla le proporciona mayor estabilidad que compactos de la misma potencia. Incorpora control de estabilidad ESP, que siempre esta activo aun desactivándolo mediante el botón del salpicadero.

Reposacabezas
El Skoda Octavia RS homologa cinco plazas disponibles con sus correspondientes reposacabezas. Los delanteros son regulables en altura e inclinación. Los traseros carecen de regulación de inclinación, solo son regulables en altura.

Cinturones
Al igual que en el caso de los reposacabezas el Skoda Octavia RS viene provisto de 5 cinturones de tres puntos de anclajes, es decir de tipo estándar. Los delanteros llevan pretensores pirotécnicos.

Bebes y Niños
El Octavia RS es ideal para un uso familiar, aun siendo la versión mas deportiva de la gama Octavia sigue teniendo un buen acceso a las plazas traseras, provistas de anclajes ISOFIX para las sillitas de bebes. Un maletero más que decente de 560 litros de capacidad. Que no presentara problemas para transportar todo lo necesario para nuestro bebe.

Airbags
En cuanto a seguridad el Skoda Octavia viene bien surtido, de serie trae 8 airbags.

Euroncap
En las pruebas EuroNCAP el Skoda Octavia obtiene: 4 estrellas para la protección de ocupantes y 4 estrellas para la protección infantil un total de 27 puntos sobre 39.

Recuperaciones
Nuestra unidad disponía del cambio automático DSG muy utilizado en el grupo VAG. Este cambio proporciona mejores prestaciones que un cambio manual, es indiferente el motor al que este asociado. Por ello las recuperaciones son muy buenas nos despreocupamos totalmente de en que marcha debemos ir para efectuar una adelantamiento o una incorporación rápida, de eso ya se ocupa el DSG que nos seleccionara la marcha mas adecuada para el momento para poder así realizar la maniobra lo antes posible. El 0 a 100km/h lo realiza en 8,4 segundos.

Caja de Cambios
El cambio de nuestra unidad de pruebas es el ya conocido por todos DSG, por lo tanto no requiere presentación. Este cambio de doble embrague bañado en aceite es el mismo que el usado en Volkswagen y Audi bajo el nombre de S-Tronic. Cada marca los ajusta de manera diferente mediante la electrónica, pero por dentro el funcionamiento sigue siendo el mismo. El funcionamiento es sencillo, el cambio automático tiene varios programas disponibles, el “D” es el mas usado, el que hace una conducción normal tirando a económica, pero si pisamos el pedal con entusiasmo la potencia saldrá de debajo de las piedras estirando marchas como un poseso. Aun que para esto esta el programa “S” que ya de por si cambia mas alto de vueltas que el “D” estirando mas las marchas y no cambiando tan pronto para tener el motor “calentito” si necesitamos potencia rápidamente. Y por ultimo el “Secuencial” o manual, consiste en que podemos subir o bajar marcha libremente, pero dentro de unos límites, no podemos bajar marchas a nuestro antojo haciendo reducciones bestiales, pasaríamos el motor de vueltas, para ello el DSG tiene un sistema de protección que impide bajar marcha cuando el motor va alto de vueltas. Más de un motor seguirá vivo gracias a este sistema.

Circulando por Carretera
Como hemos comentado al principio de la prueba el acabado RS se comercializa con dos motorizaciones, la 2.0 TFSI de gasolina y la 2.0 TDI CR diesel. Esta claro que el motor gasolina además de más potente tiene un sonido cautivador que incita a pisarle más que al diesel. Pero el diesel no tiene nada que envidiarle, su sonido no es tan bonito, de acuerdo. Pero posee otras cualidades que el gasolina no tiene, y no hablamos de sus reducidos consumos. El alto par a bajas vueltas que proporción el motor diesel nunca lo tendrá el gasolina ese tirón a bajas vueltas que nos catapulta a la salida de una curva. Son pequeños detalles pero cada motorización tiene cosas buenas y malas. La estabilidad en este tipo de vias es muy acertada para desfogarse los fines de semana y luego poder ir tranquilos con la familia. Vale para todo.

Circulando por Autopista
En la autopista gozamos de el silencio del buen aislamiento del que hace gala el Skoda Octavia RS, solo se deja apreciar el ruido de rodadura de los neumáticos. El motor diesel a poco menos de 120 Km. /h rueda a 2000 revoluciones. Bajo ruido y bajo consumo. La suspensión puede resultar algo molesta en autopista con el asfalto picado o en las últimas. Trasmite bastante lo que sucede debajo de las ruedas. El consumo que obtuvimos en este tipo de vía estuvo cercano a los 5.5 litros, un consumos excelente si tenemos en cuenta la potencia del motor, su peso y que es automático.

Circulando por Ciudad
En ciudad ya no debemos preocuparnos en tener un motor potente, o ser el más rápido en realizar un adelantamiento. Eso lo dejamos para otro tipo de vias. En ciudad hace falta un vehículo práctico, facil de aparcar y poco gastón de combustible. El Skoda Octavia RS reúne estas cualidades pero con reservas. Se aparca con suma facilidad ya que su longitud no supera los 4,6 metros. El motor proporciona unos consumos muy ajustados, pero como en todo vehículo con pretensiones deportivas la suspensión es lo que les mata en ciudad. Notros no lo vamos a penalizar por ello, por que el acabado RS es así, y si lo comparamos con este acabado sabemos a lo que vamos antes de comprarlo.

Calidad de Acabados
Los acabados son correctos pero siguen estando por debajo de Volkswagen, aun que poco a poco se van poniendo a su altura.

Calidad de Materiales
Como sucede en el caso de los acabados, los materiales son correctos cumplen sin mas, pero aun les falta esa vuelta de tuerca para estar a la altura de las demás berlinas del sector.

Conclusiones
La gente suele pensar que Skoda es la marca barata del grupo VAG y en parte pueden tener razón, pero día a día esto cada vez va siendo mas olvidado en el pasado, Skoda esta haciendo esfuerzos por ser una marca de renombre en el sector del automóvil en España, sus vehículos son estupendos y cuentan con la ultima tecnología y avances. Además esta marca esta arropada por el gigante grupo VAG que le suministra todo lo que necesita, de ahí que el parecido del Octavia con el Passat no sea mera casualidad. En resumen el Skoda Octavia Rs, el modelo actual aun estando al final de su vida es una estupenda berlina con un precio muy ajustado. Completamente recomendable para todo el mundo.

A favor: Motor diesel, DSG, estabilidad.
A mejorar: Boca de acceso a maletero, rumorosidad neumáticos.

Redactor y probador: Daniel Galdeano Martnez
V�­deo: http://es.youtube.com/watch?v=ow4uj1khJlM


                  

Comenta o Pregúntanos