Por

Prueba Ford Fiesta ST 1.6T EcoBoost 182cv

Ford Fiesta ST 1.6T EcoBoost 182cv

El nuevo Ford Fiesta ST viene a sustituir a su predecesor, el cual salió a la venta por el año 2006. Disponía de un motor 2 litros de aspiración atmosférica. Que producía una potencia de 150cv. Suficientes para un utilitario con aspiraciones deportivas. Decían las malas lenguas en su época, que dicho motor no era capaz de producir los 150cv que homologaba. Se quedaba cercano a los 130cv. Y por ello no era un buen competidor de los “GTI´s” de la época. Está claro que Ford ha solucionado este problema con creces. A optado por la sobre alimentación, al igual que sus rivales. Los motores de aspiración atmosférica tienden a desaparecer. El 1.6 T EcoBoost montado en este nuevo Ford Fiesta ya es conocido, lo montan por ejemplo, el Ford Focus en su versión Sport aquí probada, el nuevo Ford Kuga, el Ford Mondeo y las versiones familiares. Es un motor que responde muy bien desde bajas vueltas, con suficiente fuerza, dando lo mejor de sí a partir de las 3000/3500 revoluciones hasta las 6000. Dónde la potencia máxima ya ha sido dada. Este motor en el Ford Focus Sport nos sorprendió por su buen andar y bajos consumos, pero si bien es cierto, nos pareció falto de carácter. Haciendo uso de su máxima aceleración parecía no tener un carácter deportivo. Subía de vueltas con alegría pero le faltaba algo. El mismo motor en el Fiesta ST es otro mundo, presenta una buena agresividad en la entrega de la potencia, que lo hace deportivo e ideal para adelantamientos y recuperaciones. También, dispone de un trabajado sonido de admisión y escape. Este último lo comparte con el Ford Fiesta Sport Match. Que ya disponía de un sonido denso. Se podría decir que el Sport Match es un pequeño ST, menor potencia y un sistema de frenos no preparado para grandes exigencias. Eso sí, el bastidor muy bueno. Exteriormente el Fiesta ST ha heredado de su hermano mayor el Focus ST, la parrilla y alguna que otra particularidad más. Interiormente sorprenden para bien los increíbles asientos firmados por Recaro. Que además de ser cómodos sujetan de maravilla el cuerpo.

Visibilidad
El Fiesta ST no presenta deficiencias de visibilidad. Ahora está de moda hacer los vehículos lo más aerodinámicos posibles, esto penaliza la buena visión del conductor, ya que, los pilares A son de mayor tamaño. Y, en situaciones incorporan una pequeña luna entre medias del mismo. Esta luna no tiene ninguna utilidad una vez vamos conduciendo. El Fiesta la tiene y no molesta pero tampoco aventaja nada a no tenerla, es simplemente estética. El alerón trasero del acabado ST es tremendamente exagerado en dimensiones, recuerda a los de la época dorada de Ford. Por suerte no resta visibilidad a la luna trasera. Solo se deja ver un poco del mismo, algo de agradecer, ya que dota de un buen aspecto al Fiesta. La iluminación corre a cuenta de unos proyectores de lente elipsoidal con bombillas halógenas. Estos faros no proporcionan demasiada cantidad de luz, pero si nos dan mucha distancia y altura. Veremos si en un futuro Ford decide introducir como extra xenón. Dispone de luces diurnas mediante leds.

Impresiones de Conducción
Teníamos ya ganas de tener entre nuestras manos el nuevo Ford Fiesta ST. Es un vehículo con un buen precio, que seguro nos dará muchas satisfacciones. Este nuevo 1.6T Ecoboost de 182cv es muy equilibrado, nos permite tener una buena media de consumo si no superamos los 120km/h por autopista/autovía, es silencioso al ralentí a pesar de la inyección directa. Suena bien a medias y altas vueltas. Como buen turbo la potencia se entrega de forma muy notable desde que sopla el turbo. Es perfecto para un uso diario y por ciudad, podemos llevarlo muy bajo de vueltas que saldrá sin ningún tirón. Cuando queremos ver de que es capaz este motor, no hará falta hacer uso de la caja de cambios y estirar marchas cerca del corte de inyección, se mueve muy bien desde bajas. Las prestaciones son muy correctas para su potencia, no se puede esperar más para sus 182cv. Acelera de 0 a 100km en tan sólo 6,9 segundos.

Frenada
El talón de Aquiles del actual Ford Fiesta ha sido su sistema de frenos que no siendo malo no estaba a la altura de las circunstancias en vehículos de ciertas potencias. Sin ir más lejos el Fiesta Sport Match con sus casi 140cv disponía de discos delante y frenos de tambor detrás. Algo que hoy día no encaja muy bien. En este Fiesta ST se han dejado los tambores de lado, poniendo unos discos ventilados delante de 278mm y detrás discos macizos de 253mm. En esta ocasión si se puede decir que el equipo de frenos cumple y está preparado para mayores exigencias. Sobre todo en conducción decidida. A lo largo de la prueba realizada no tuvimos problemas en este aspecto, frenan con decisión y son muy dosificables. El ABS de última generación es muy permisivo.

Tracción
El Ford Fiesta ST tracciona con el eje delantero. Su motor turbo da un PAR de 240 Nm a bajas vueltas, el suficiente para desenvolverse bien por ciudad, y no demasiado para tener pérdidas de tracción acusadas al soltar el embrague más rápido de lo deseado. Tenemos a nuestro favor el control de tracción y de estabilidad, que van en conjunto. Con estos sistemas electrónicos y las ruedas 205/40/17″ Bridgestone Potenza RE050A no se presentan pérdidas de adherencia. Este tipo de neumático está más indicado para una conducción normal/deportiva.

Estabilidad
Si ya el Ford Fiesta con un simple acabado “Sport Match” goza de una estabilidad más que correcta. El Ford Fiesta ST terminara siendo un referente en el sector como lo fue su antecesor con 150cv. La suspensión es seca cuando ha de serlo, en zonas reviradas, así el balanceo del vehículo es menos acusado. Eso sí, se filtran las irregularidades de la vía. En ciudad la suspensión se porta, amortigua más de los esperado los temidos resaltos (velocidad máxima 20km/h) empleados en los pasos de cebra. La dirección es un poco blanda y tiende a “bailar” en cuanto necesitamos estar pegados al suelo, puede ser una sensación. La suspensión delantera se compone de: Tipo McPherson con triángulos inferiores en forma de L montados en subchasis. Tirantes con amortiguadores de doble tubo y montantes superiores de doble vía. Barra estabilizadora. Suspensión trasera por rueda tirada con elemento torsional / Resorte helicoidal.

Reposacabezas
El Ford Fiesta ST dispone de cinco plazas utilizables. Todas ellas disponen de reposa cabezas. Los traseros son regulables en altura y van perfectamente integrados en el asiento en su posición más baja. En los asientos delanteros son regulables en altura e inclinación.

Cinturones
El Ford Fiesta ST viene equipado con cinco cinturones de tipo estándar de tres puntos de anclaje. Los delanteros llevan pretensores pirotécnicos y avisador acústico de cinturón no abrochado.

Bebes y Niños
La última generación del Ford Fiesta goza de un amplio espacio interior, espacio suficiente para que el conductor y sus acompañantes vayan cómodos. También dispone de un gran espacio para llevar una sillita de bebe, que con los anclajes ISOFIX del asiento trasero nos facilitara su instalación haciéndola más fácil y segura. El acceso a las plazas traseras se ve limitado por ser una versión de tres puertas, aun con esta limitación los asientos se mueven sin pegas hasta cerca del volante y se abaten bastante. El maletero (290 litros) es suficiente para el tamaño del vehículo, que no llega ni a los 4 metros de longitud (3.953mm).

Airbags
Como equipamiento de serie en seguridad pasiva, viene bien surtido de Airbag. Dispone de serie de 6 airbag, que son: De conductor y acompañante, laterales de conductor y acompañante, y por ultimo de rodillas para el conductor. Como opción podemos solicitar dos airbag más, que son: Airbag de cortina laterales, tanto para el conductor como para el acompañante.

Euroncap
En las pruebas EuroNCAP el Ford Fiesta ST obtiene: 5 estrellas para la protección de ocupantes y 4 estrellas para la protección infantil un total de 34 puntos sobre 39.

Recuperaciones
El propulsor 1.6 T EcoBoost de 182 Cv se muestra muy capaz a la hora de recuperar velocidad rápidamente, y no sólo es bueno en recuperaciones, en aceleraciones también es bueno. Acelera de 0 a 100 Km. /h en 6,9 segundos. Y su velocidad máxima es de 220 Km. /h.

Caja de Cambios
El cambio utilizado por el Ford Fiesta ST es un cambio manual de seis relaciones. El conjunto cerrado de las primeras marchas ayuda a un buen reprís en aceleración, podemos solicitar potencia en quinta o sexta marcha bajo de vueltas que el Fiesta saldrá airoso. Pero tener un conjunto de marchas tan cortas también tiene sus peros. Mayor consumo de carburante y mayor ruido del motor en el habitáculo. El Ford Fiesta ST dispone de una sexta marcha de 41,3 km por cada 1000 revoluciones. No presenta este problema. El tacto de la palanca es muy agradable, las marchas entran con suavidad y cuentan con un corto recorrido, que es de agradecer.

Circulando por Carretera
En este tipo de vía se desenvuelve sin pegas. Quizás destaca por su aspecto deportivo y por sus cualidades dinámicas. Al ser un acabado tan poco visto aun en la calles la gente se queda mirando. Mecánicamente es muy equilibrado, no despunta en grandes cosas, pero tampoco es malo en ninguna. Es preferible muchas veces tener un vehículo correcto en todo a tener un vehículo muy potente pero con mala transmisión de esa potencia al suelo. En cuanto a los consumos, nos asombró bastante lo poco que consume este 1.6 Turbo Ecoboost de inyección directa. Con pocos kilómetros aun en el marcador nos dio consumos medios de un diésel. En carretera respetando todo el tiempo los límites de la vía conseguimos un consumo de 7 litros a los 100km.

Circulando por Autopista
En autopista lo que más es criticable es el sonido del motor y escape a unos 120km/h. Es una lástima porque mancha la buena dinámica del vehículo. Las ruedas también hacen de las suyas pero ni punto de comparación con el sonido del motor/escape. Pero no podemos puntuar negativamente el sonido del motor/escape. Ya que es agradable en un vehículo de este corte, y, sinceramente así lo preferimos. El consumo en autopista/autovía es también bajo. Nuestra media se estancó en unos 7.2 litros.

Circulando por Ciudad
El Ford Fiesta ST siempre se ha desenvuelto como pez en el agua por ciudad, y en su última generación las cosas no iban a cambiar. Tiene un buen tamaño y eso le hace ganar puntos, lo aparcas donde quieras. La dirección es suave y directa, el embrague de corto recorrido y blando no cansa en absoluto en atascos o retenciones. La suspensión parece otra en ciudad, es más confortable de lo esperado y se traga todo lo haya en la carretera. El consumo en ciudad también es bajo si lo comparamos con otros utilitarios de potencia parecida. El consumo no subió de los 10 litros a los 100km en toda la prueba, y rodamos mucho por ciudad.

Calidad de Acabados
Los acabados son correctos, las piezas encajan bien entre sí y no presentan problemas.

Calidad de Materiales
Los materiales empleados en el Ford Fiesta son correctos sin más. Los plásticos duros al tacto y en apariencia algunos visibles no convencen. Los más visibles son gomosos al tacto.

Conclusiones
En conclusión, el nuevo Ford Fiesta ST se ha puesto las pilas, su motor turbo alimentado de 182cv no dejara indiferente a su conductor. Se muestra contundente en la entrega de potencia. Consiguiendo así una alta sensación de seguridad. Permite ganar con suma rapidez velocidad, ya sea en aceleraciones puras o recuperaciones. A pesar de sus 182cv los consumos son francamente ajustados, permitiendo consumos medios entornos a los 7,2 litros de media.

A favor: Motor, espacio interior, estabilidad.
A mejorar: Acceso plazas traseras, plásticos.

Redactor y probador: Daniel Galdeano Martínez
Fotos: Pablo Martínez Nez


        

Comenta o Pregúntanos