Por

Prueba Volkswagen Jetta 2.0 TSI DSG

Volkswagen Jetta 2.0 TSI DSG

Esta semana probamos el actual Volkswagen Jetta, con motor 2.0 TSI que eroga una potencia de 200cv. Es el motor más potente que puede montar el Jetta. Y sea para diesel o gasolina. Sus 200cv lo convierten en una pequeña berlina muy rápida. Nuestra unidad, la verdad, es que por su aspecto exterior, no aparentaba los 200cv mencionados. Llantas de 16″ que dejan ver dentro unos discos delanteros que casi rozan con la misma. Se sabe que es el 2.0 TSI por, naturalmente la denominación en el maletero. Y, por la doble salida de escapé. Este motor es ya bien conocido por todos. Se monta en diferentes modelos del grupo VAG. En esta ocasión se trata de la variante de 200cv. No es igual al montado en el Volkswagen GTI V. Este deriva del GTI VI, sólo que con 10 cv menos. Sin duda lo mejor de la unidad probada, es el conjunto motor/cambio automático DSG. Nos permite una polivalencia de uso muy alta. Ya sea en un uso exclusivo de ciudad o para viajes. El DSG se adaptará a nuestra forma de conducir. Si no somos de pisar mucho el acelerador, cambiara lo más pronto posible de vueltas. Si nos gusta escuchar el bonito sonido del 2.0 TSI, el DSG apurara más las marchas. Una delicia. En el caso del actual Jetta, Volkswagen a decidió darle un toque de distinción. Qué, por suerte, le diferencia del tan vendido Golf. Interiormente los cambios son sutiles, pero muy aparentes.

Visibilidad
En referencia a la visibilidad, los cambios con el anterior Jetta son mínimos. El actual Jetta no presenta problemas de visibilidad que puedan afectar directamente al conductor. Nos referimos a casos como ángulos muertos u objetos que entorpezcan directamente la visión del conductor. Nuestra unidad venia equipada con faros bi xenon y luces diurnas mediante diodos luminosos. La iluminación de nuestra unidad en concreto era francamente buena. Se echó en falta más distancia iluminada. Pero era una mala regulación de los faros, quedándose estos más bajos de lo normal. Con una correcta regulación de los faros, estos permiten una buena conducción por la noche.

Impresiones de Conducción
Es increíble como un motor de tan “sólo” 200cv parezca tener muchos más por su tremendo empuje desde muy bajas vueltas. Y todo esto además con consumos muy bajos. Uno de los extras que consideramos más importantes es el cambio automático DSG en su variante de 6 marchas. Con este cambio de marchas el motor 2.0 TSI de 200cv se convierte un magnifico motor, que ya de por si lo es. Pero asociado a este buen cambio no se le puede sacar pegas. Reduce los consumos ya bajos de por sí, y aumenta el grado de confort en marcha. El 2.0 TSI de 200cv montado en el Jetta realiza el 0 a 100km/h en tan sólo 7,5 segundos. Su velocidad máxima es de 238km/h.

Frenada
El sistema de frenos montado en el Volkswagen Jetta es el más utilizado por el grupo VAG en general, dicho equipo de frenos se compone por disco ventilados delante de 312mm y detrás discos macizos de 272mm. El sistema de frenos es lo suficientemente potente como para soportar frenadas fuertes y consecutivas sin perder eficacia, naturalmente si lo forzamos si notaremos una fatiga y perdida de prestaciones. A lo largo de la prueba comprendida principalmente en vías secundarias de único sentido no mostraron en ningún momento agotamiento. Monta ABS de última generación y ayuda a la frenada de emergencia.

Tracción
La unidad probada montaba los neumáticos de serie, 215/55 en llantas de 16″, que con el DSG y control de tracción ASR las pérdidas de tracción eran solo un pensamiento, aunque más de una vez si pisábamos más de la cuenta el acelerador tendía a patinar. Es lógico, contamos con mucha fuerza desde bajas vueltas, y esta hace aparición si la buscamos. Una vez en marcha las cosas son completamente diferentes, el chasis del Jetta es capaz de digerir los 200cv al tren delantero sin titubear, no presenta perdidas de adherencia en marcha a no ser que forcemos la trayectoria del vehículo. La unidad probada montaba neumáticos de la marca Dunlop, modelo “Fastresponse”, dichos neumáticos en otros vehículos de prestaciones parecidas han dado un resultado cuestionable. En el Jetta se comportaron estupendamente dejándonos poder sacar todo el potencial del motor en todo momento. La medida de neumáticos de la unidad probada nos pareció insuficiente para la caballería que tiene debajo del capó. En otras ocasiones decimos justo lo contrario. Demasiada rueda para pocos cv. En este caso las 215/55/16″ se ven en apuros para transmitir los 200cv al suelo. Con 225/45/17″ iría mucho mejor.

Estabilidad
La suspensión además de confortable sujeta al Jetta a la carretera como un imán. El ESP (de serie) a lo largo de toda la prueba no tuvo que hacer acto de presencia, tampoco pusimos en graves apuros al chasis del Jetta. Sólo realizamos una prueba de conducción normal y de conducción decidida, respetando en todo momento los límites de la vía. Podríamos decir que las diferencias en este aspecto con el anterior Jetta aquí probado en su versión 2.0 TDI de 170cv son mínimas. El nuevo Jetta pisa con fuerza y no presenta problemas de estabilidad. Al contrario, se trata de un vehículo con una alta estabilidad en carreteras de curvas. Siendo la versión Sport, Volkswagen ha conseguido que permita un alto confort de marcha, pero a la vez disponga de cierta dureza que permite llevar bien sujeto al vehículo en zonas reviradas.

Reposacabezas
El Jetta Sport dispone de cinco reposa cabezas, los delanteros son regulables tanto en altura como en inclinación. Los traseros son también regulables en altura pero no en inclinación. Ninguno de los reposa cabezas dispone de sistema activo en caso de accidente.

Cinturones
El Volkswagen Jetta Sport equipa cinco cinturones del tipo estándar que se componen de tres puntos de anclaje, los delanteros traen pretensores pirotécnicos y avisador acústico de cinturón no abrochado al emprender la marcha.

Bebes y Niños
En este apartado el Jetta cuenta con ayuda de serie, con esto nos referimos a que es un vehículo ideal para este cometido. Además de que si la versión berlina se nos queda pequeña podemos optar por el Golf Variant que dispone aún de mayor capacidad sin renunciar a la alta comodidad que otorga el Jetta. La versión aquí probada es la berlina. Que cuenta con un maletero francamente amplio con una boca de carga grande pero alta para introducir objetos pesados. Ambas versiones cuentan con anclajes ISOFIX en las plazas traseras. El maletero cuenta con 510 litros disponibles.

Airbags
El Jetta viene correctamente dotado en cuanto a lo último en seguridad, nuestra unidad llevaba el máximo de airbag disponibles, en este caso 8.

Euroncap
En las pruebas EuroNCAP el Volkswagen Jetta obtiene: 5 estrellas para la protección de ocupantes y 4 estrellas para la protección infantil un total de 35 puntos sobre 39.

Recuperaciones
Gracias al cambio automático DSG las recuperaciones mejoran en comparación del mismo modelo con un cambio manual. El 0 a 100 Km. /h lo realiza en 7,5 segundos. La velocidad máxima según ficha es de 238 Km. /h.

Caja de Cambios
El Volkswagen Jetta se comercializa con cambio manual y con cambio automático DSG. Nuestra unidad montaba este último en su variante de 6 velocidades. El DSG le da un plus de confort al Jetta sin restarle deportividad. Para un uso en ciudad es una maravilla nos despreocuparemos por completo del embargue, los atascos se nos harán menos pesados. El uso del cambio automático DSG es muy sencillo, existen varios modos, D y S, N de Neutro (Punto muerto) P de Parking. Y la R de la marcha atrás. Tanto la D como la S son validad para emprender la marcha, la D es el modo más utilizado, los cambios entre marcha son normales y busca el ahorro, la S es todo lo contrario exprime más el motor buscando la máxima aceleración en todo momento. Y por último el modo secuencial, que podemos hacer uso de el desde la palanca con un leve toque subiremos a bajaremos marcha a nuestro antojo, desde el volante con las levas podemos hacerlo mismo.

Circulando por Carretera
El comportamiento demostrado por el Volkswagen Jetta en carretera es muy bueno, su larga batalla, un buen esquema de suspensiones, nos da un buen paso por curva con gran comodidad. Los consumos obtenidos por carretera fueron relativamente bajos, no paso en ningún momento de 8,0 litros/100Km. Respetamos en todo momento los límites de la vía. El consumo homologado por la marca (5,6l/100Km) para carretera está un poco lejos del que nosotros obtuvimos.

Circulando por Autopista
En autopista/autovía el comportamiento del Volkswagen Jetta es excelente, bajo sonido proveniente del vano motor, el de rodadura también es muy bajo, la insonorización está muy lograda. En este tipo de vía notamos también el buen aplomo del Jetta, la dirección puede parecernos algo pesada y dura si conducimos varias horas, si montamos las llantas de 18″ debemos prestar un plus de atención a baches en la calzada ya que este tipo de neumáticos se deterioran con mayor rapidez. El consumo homologado en autopista/autovía es de 7,2 litros a los 100km, un consumo muy optimista, que si no nos excedemos con el acelerador podremos alcanzar. Nuestro consumo se situó en 7,0 litros a los 100km recorridos. Según ordenador de a bordo.

Circulando por Ciudad
En ciudad el Jetta tiene un comportamiento de sobresaliente, buenos bajos por parte del motor que el cambio DSG aprovecha a la mínima insertando sexta marcha a tan solo 50/60 Km. /h. Y lo mejor de todo es que aun yendo tan bajo de vueltas tenemos buena respuesta al pisar el acelerador, la potencia no es abrumadora, pero tampoco se queda en el sitio. Los consumos por ciudad son naturalmente más altos, pero no son nada desorbitados, el homologado nos indica que el Jetta es capaz de consumir tan solo 10 litros por ciudad. Por desgracia nosotros no llegamos a dicho consumo, nuestra media de sólo ciudad fue de 12 litros a los 100km.

Calidad de Acabados
Como es costumbre en Volkswagen, el Jetta goza de unos buenos acabados con unos ajustes óptimos.

Calidad de Materiales
Los materiales utilizados en el Volkswagen Jetta son de buena calidad, no presentan problemas. Los plásticos al tacto son blandos.

Conclusiones
En resumen, si no realizamos muchos kilómetros al año y nos gusta más la gasolina que el diésel. Este es un buen candidato. Potente, rápido, cómodo y divertido. Los 200cv provenientes del 2.0 TSI te harán pasar más de un buen rato montado en el Volkswagen Jetta. Motor lineal en su entrega de potencia, pero que la entrega hasta el corte de inyección. Muy aprovechable. Y, también, muy seguro en un uso por carreteras nacionales. Con tan sólo pisar con decisión el acelerador, los 200cv hacen acto de presencia, permitiendo un adelantamiento rápido.

A favor: Bajo gasto de combustible, buena insonorización interna, acabados
A mejorar: Boca del maletero algo alta.

Redactor y probador: Daniel Galdeano Martínez
Fotos: Daniel Galdeano Martínez
Vídeo:


         

Comenta o Pregúntanos