Por

Prueba Volkswagen Polo BlueGT

Volkswagen Polo BlueGT

Muchas ganas teníamos de probar este nuevo Volkswagen Polo BlueGT. Sobre todo por el motor que monta. Se trata de un 1.4 TSI que poco tiene que ver con el 1.4 TSI normal. El 1.4 TSI montado en el Polo BlueGT y en su hermano mayor el Golf VII es un motor hecho desde cero. Específicamente para el sistema ACT, que no es otro que el que controla si el motor va en 4 cilindros o en 2 cilindros. Según la situación lo requiera. En la práctica el cambio de 4 a 2 cilindros o viceversa es prácticamente inapreciable. Y lo decimos porque en alguna ocasión si se deja notar un leve tirón al cambio de 2 a 4 cilindros. Podemos saber, aparte de por el odio, en qué modo vamos por el ordenador de a bordo. Donde en todo momento nos muestra en qué modo va el motor. Al margen de esta nueva mecánica, el BlueGT tiene también otros puntos fuertes. Se podría decir que está a medio camino del GTI. Los 140cv proporcionados por este 1.4TSI son de sobra suficientes para mover con mucha soltura al Polo BlueGT. Permite realizar el 0 a 100 km/h en tan sólo 7,9 segundos. Y una vez en carretera se muestra un vehículo muy aplomado, de fácil conducción, que nos recuerda en muchos momentos a su hermano mayor el GTI. Aunque esta versión BlueGT carece del compresor por correa y solo del turbo compresor, sigue teniendo una excelente respuesta a muy bajas vueltas. Exteriormente nuestra unidad llevaba el color que a nuestro parecer mejor le queda a esta versión. Puedes verlo en las fotos adjuntas a la prueba. Y, también unas llantas de un diseño muy bonito. Que llaman mucho la atención. Interiormente dispone del mismo volante que la versión GTI y unos asientos deportivos con tejidos específicos de la versión BlueGT.

Visibilidad
El Volkswagen Polo BlueGT no ha crecido en tamaño, sigue estando en el filo de los 4 metros. En el actual Polo los reposacabezas se pueden bajar del todo y no dificultan en absoluto la visibilidad del conductor. La visibilidad fronto/lateral es correcta, los pilares A siendo forrado en plástico tienen un grosor justo y no restan apenas visión. La visibilidad trasera/lateral, los pilares C de mayor grosor tampoco dificultan la visión. Los retrovisores exteriores son de nueva construcción menos rectangulares y con mayor anchura, se ve muy bien con ellos. El acabado BlueGT equipa faros halógenos de serie. Como opción podemos equipar faros de xenón, pero con ellos instalados se pierde disponer de faros antiniebla delanteros. El por qué no se sabe. Ya que no tiene mucho sentido. El GTI puede llevar ambos. Pero en el propio configurador de la página web de la marca no permite xenón y antinieblas. Pero con halógenos sí.

Impresiones de Conducción
Sobre el papel los datos técnicos del Polo BlueGT son muy buenos, 0 a 100 km/h en 7,9 segundos. Aceleración de 0 a 1000m en 29,2 segundos. Y una velocidad máxima de 210km/h. Datos de un vehículo prestacional. Lo mejor de todo es que se trata de una versión Bluemotion. Que se considera de bajos consumos y respetuosa con el planeta emitiendo menos gases nocivos a la atmósfera. Y así es, emite sólo 105 Gr de Co2 por kilómetro recorrido. Y de los consumos mejor hablamos más adelante, porque necesitan una mención aparte. Como con todo el vehículo de corte deportivo, nos fuimos con él a nuestra carretera de confianza. Semi abandonada, con nulo tráfico y que dispone de un buen tramo de montaña, donde se le puede sacar jugo al motor/bastidor de este BlueGT. En un primer instante notamos como los 140cv parecen ser bastantes más de los anunciados. Sube de vueltas con mucha alegría, se come las marchas rápidamente, el DSG de 7 velocidades ayuda y mucho en ello. Cambios rápidos. Y gracias a la levas del volante lo tenemos todo controlado. El Polo BlueGT dispone de un muy buen paso por curva, entra aplomado del eje delantero, sin extraños. El eje trasero si se muestra más juguetón. Sobre todo si va solo el conductor en el vehículo. El BlueGT permite ir muy rápido sin ser un piloto experimentado. También permite muchos errores. Es un vehículo que permite disfrutar de sus capacidades mecánicas, de sacarle partido a los 140cv y también a su alto ahorro de carburante en un uso más tranquilo. Donde la suspensión, a pesar de ser más enérgica que en versiones de menor potencia, cuenta con una buena comodidad para un uso urbano.

Frenada
El equipo de frenos utilizado en el Polo BlueGT es el mismo que usaba su hermano el GTI, se compone de discos en ambos ejes. Delante monta discos ventilados de 288mm. Detrás monta discos macizos de 230mm. El sistema de frenado funciona mejor que correctamente, tiene buen mordiente y no adolece de fadding en momentos de mucha carga. Es suficiente para un vehículo de estas características.

Tracción
La tracción está asociada al eje delantero, es tracción delantera. El Volkswagen Polo BlueGT presenta pérdidas de tracción a pesar de hacer uso de controles electrónicos. Sólo en arrancadas fuertes. En marcha es difícil encontrar perdidas de tracción, a no ser que vayamos muy pasados. Contamos con la ayuda del control de tracción ASR que ayuda a reducir las pérdidas.

Estabilidad
Sin duda en pocas palabras podemos decir que el Volkswagen Polo BlueGT es un vehículo muy estable. Nos permite un buen paso por curva. Dada su condición de vehículo deportivo esta optimizado para favorecer un buen paso por curva. La suspensión es un poco seca y rebotona. Del eje trasero no tenemos queja, inamovible en conducción normal. Los neumáticos de nuestra unidad BlueGT eran de corte deportivo, marca Dunlop Sport Maxx. Nos permitieron abusar un poco de ellos en zonas reviradas. Donde la adherencia era francamente buena. La medida del neumático es 215/45/17″ con llantas de aleación.

Reposacabezas
El Polo BlueGT dispone de cinco reposacabezas ya que está configurado como un cinco plazas, los cinco son regulables en altura, y los delanteros también en inclinación, pero no son activos.

Cinturones
Como en el caso de los reposacabezas, el VW dispone de cinco cinturones de tipo estándar con tres puntos de anclaje. Los delanteros incorporan pretensores pirotécnicos. Si emprendemos la marcha sin el cinturón abrochado al superar los 20km/h se nos avisara mediante pitidos y en el cuadro de instrumentos de que debemos ponernos el cinturón.

Bebes y Niños
El Volkswagen Polo BlueGT se comercializa en versión de 3 y 5 puertas, la unidad probada era de 3 puertas, teniendo un acceso “correcto” a las plazas traseras, que siempre facilita la tarea a la hora de introducir una sillita de bebe, o en la simple entrada al vehículo. Los asientos traseros disponen de anclajes ISOFIX, que a la hora de tener un bebe es un plus de seguridad, sabiendo de antemano que la sillita quedara bien anclada. El maletero cuenta con un correcto espacio para su tamaño, 261 litros. El acceso al mismo no contempla problemas, la boca de carga es ancha y queda a buena altura.

Airbags
En esta nueva versión del Volkswagen Polo BlueGT, en cuanto a seguridad las cosas mejoran. Ahora disponemos de un máximo de 8 airbag. Eso sí bajo petición como opción.

Euroncap
En las pruebas EuroNCAP, realizadas en 2009, el Volkswagen Polo obtuvo 5 estrellas con un 90% para Adultos, 86% para niños, 41% peatones y 71% en caso de accidente. Un excelente incremento en seguridad pasiva en comparación con el anterior Polo.

Recuperaciones
Gracias al cambio DSG de 7 velocidades el Polo BlueGT es sin duda un vehículo muy interesante no solo en comodidad, sino también en prestaciones y menor consumo. Con este cambio automático las recuperaciones son más rápidas que con una caja manual. Sólo tenemos que pisar el acelerador con fuerza que la caja DSG se ocupara de todo lo demás. Realiza el 0 a 100 km/h en 7,9 segundos.

Caja de Cambios
El Volkswagen Polo BlueGT se comercializa con cambio manual de 6 realices o con cambio automático DSG. Nuestra unidad montaba su variante de DSG7 velocidades. El DSG le da un plus de confort al Polo BlueGT sin restarle deportividad. Para un uso en ciudad es una maravilla, nos despreocuparemos por completo del embargue, los atascos se nos harán menos pesados. El uso del cambio automático DSG es muy sencillo, existen varios modos, D y S, N de Neutro (Punto muerto) P de Parking. Y la R de la marcha atrás. Tanto la D como la S son validad para emprender la marcha, la D es el modo más utilizado, los cambios entre marcha son normales y busca el ahorro, la S es todo lo contrario exprime más el motor buscando la máxima aceleración en todo momento. Y por último el modo secuencial, que podemos hacer uso de él desde la palanca con un leve toque subiremos a bajaremos marcha a nuestro antojo, desde el volante con las levas podemos hacerlo mismo.

Circulando por Carretera
Como todo vehículo con tintes deportivos, donde más se disfruta de él es en las carreteras reviradas, donde a la hora de adelantar podemos exprimir las cualidades de su propulsor. Eso sí, siempre respetando los límites de la vía. El comportamiento del Polo BlueGT es tranquilo, fácil de llevar, tanto rápido como en el día a día, y no solo por su caja de cambios DSG, si no por un motor más voluntarioso, con PAR desde tan solo 1.500 revoluciones. Y con unos consumos extraordinariamente bajos en todo tipo de vías. En el caso de la carretera el homologado por la marca es de 3,9 litros. Demasiado bajo, pero no imposible de alcanzar si respetamos los límites de tráfico a raja tabla. Nuestro consumo no fue tan correcto como el homologado, pero si sorprendente, teniendo en cuenta que en carreteras de curvas no vamos todo el rato en la marcha más larga y con el pie derecho tranquilo. 5,9 litros a los 100km.

Circulando por Autopista
En autopista debemos olvidarnos de todos los aspectos deportivos del Polo BlueGT, ya que no podremos hacer uso de ellos, solo sufriremos con el tarado de la suspensión deseando dejar esta carretera tan aburrida y llegar al tramo de curvas conocido que está cerca de nuestra casa. El 1.4 TSI es inaudible desde dentro del Polo. Se oye tan poco que a la hora de pisarle se nos hace poco sonido y todo, se espera de él un sonido más trabajado, tanto de motor como de escapé que apenas se oye. Desde fuera si podemos escuchar el sonido del escapé y sobre todo si apuramos las marchas los petardeos entre marcha y marcha. Un sonido muy bonito. El consumo en este tipo de vías según el homologado por Volkswagen es de 4,5 litros a los 100km. Como pasa en el consumo por carretera nuestro consumo no es tan afinado, se situó en 6,1 litros a los 100km

Circulando por Ciudad
En tránsito urbano, el Polo no pasa desapercibido. Si se mira con detenimiento y sobre todo por las llantas y acabado sabemos que estamos ante un Polo diferente. Lo más notable en ciudad al igual que en autopista/autovía es el tarado de la suspensión, es dura, y si el asfalto esta estropeado o nuestro barrio plagado de resaltos/badenes nuestros riñones sufrirán con solo ver un badén. En este caso Volkswagen ha optado por una menor comodidad dando mayor estabilidad donde tiene que ser. El consumo en ciudad es gratamente satisfactorio para las prestaciones que tiene, no obstante no nos hagamos muchas ilusiones, a la hora de demandar potencia, las medias serán altas como en gasolinas de mayor cubicaje y similar potencia. El consumo homologado es de 5,6 litros. Nuestro consumo estuvo más cerca de los 8 litros que de los 6. Eso sí, con mucha ciudad. Ahora bien, es cierto que gracias al cambio de 4 a 2 cilindros se consigue un ahorro notorio. Que en ocasiones puede suponer más de medio litro a los 100km recorridos. Nos puede parecer poco, pero menos es nada. Y ciertamente los consumos de este Polo BlueGT son muy buenos teniendo en cuenta que es gasolina y dispone de 140cv.

Calidad de Acabados
Los acabados en la versión BlueGT son correctos, predominan los plásticos blandos por el salpicadero, que no acusan crujidos ni malos ajustes.

Calidad de Materiales
Los materiales utilizados en el Volkswagen Polo BlueGT son de buena calidad, desde la tela de los asientos a los plásticos del salpicadero.

Conclusiones
Tras una semana haciéndole kilómetros al Polo BlueGT, he de decir que le tenía cierto respeto al sistema empleado para cambiar de 4 a 2 cilindros y viceversa. Mis temores no infundados era si se notaría dicho cambio. Y sobre todo, que funcionamiento tendría el motor en dicho modo. Pues bien, el motor en modo 2 cilindros a parte de un menor consumo, permite acelerar muy lentamente, en el momento que demandamos más potencia los 4 cilindros están operativos. Algo lógico por otra parte. Pero si somos cuidadosos podremos llegar a ganar velocidad en dos cilindros. Y si las condiciones de la vía lo permiten. También, en reducciones se puede hacer uso de este modo de 2 cilindros. Todo de manera automática, el conductor no puede cambiar de modo a su voluntad. Para que el sistema funcione tienen que darse una serie de circunstancias, que el motor gire entre 1250 y 4000 revoluciones y cuando la exigencia de PAR está entre 25 y100 Nm; es decir, cuando se solicita muy poca aceleración. Un vehículo muy interesante para los que no quieren la potencia del GTI pero si quieren disponer de cierta potencia con unos buenos consumos. El BlueGT es ideal en este cometido.

A favor: motor, consumos, acabados
A mejorar: sonido poco racing, precio.

Redactor y probador: Daniel Galdeano Martínez
Fotos: Daniel Galdeano Martínez


        

Comenta o Pregúntanos