Porsche presenta la primera batería de arranque de litio

Porsche presenta la primera batería de arranque de litio

Hasta ahora habíamos visto como las baterías de litio se imponían como la solución más utilizada por los fabricantes para almacenar energía y emplearla en los motores que mueven sus vehículos eléctricos e híbridos, al fín y al cabo es un sistema que ocupa poco tamaño y relativamente económico. Resulta sorprendente que hasta ahora ningún fabricante hubiese empleado esta tecnología para sustituir las antiguas baterías de arranque de ácido.

Las ventajas son muchas, las baterías de litio son más ligeras, ocupan menos tamaño, aprovechan mejor la energía almacenada y se recargan mucho más rápido, pero desgraciadamente soportan muy mal las temperaturas extremas y son caras, tan caras que probablemente por eso mismo ningún fabricante las haya empleado hasta el momento.

image

Porsche acaba de presentar su primera batería de litio destinada para sustituir las antiguas baterías de arranque convencionales de sus deportivos y de paso ahorrarle 10 kg a sus deportivos de calle destinados a circuito y trackdays, es decir, los Porsche 911 GT3, Porsche 911 GT3 RS y la última incorporación a la flota de la casa de Stuttgart: el Porsche Boxster Spyder.

Uno de los mayores inconvenientes de las baterías de litio es que su capacidad de arranque se ve notablemente reducida por debajo de 0º, por eso mismo Porsche solo distribuirá la batería de litio en un kit junto a las baterías convencionales, para que el propietario decida cuando utilizarlas (por ejemplo en verano y trackdays con temperaturas superiores a los 0º) y cuando no utilizarlas, remplazando una por otra en apenas unos minutos.

image

Por otro lado la capacidad de estas baterías será de 18 Ah, inferior a la capacidad de las convencionales que utiliza Porsche de 60 Ah, aunque su ventaja está en que la batería de litio aprovecha mejor su energía acumulada y tarda menos en recargarse, por lo que las posibilidades de encontrársela descargada serán incluso menores.

Pero sin duda alguna el mayor inconveniente es su precio, ya que incorporar la batería de litio en tu flamante Porsche comprado a partir de enero de 2010 costará 1900€ (según precio en Alemania que incluye 19% de IVA) y 2499€ en el caso de que quieras equipar con ésta batería a un Porsche que ya habías comprado anteriormente.

En fín, teniendo en cuenta que el ahorro de peso es de tan solo 10 kg y el coste sea tan elevado quizás sea más conveniente apuntarse a un gimnasio y adelgazar unos kilillos para ganar esas décimas extra en el circuito y de paso tu salud te lo agradecerá.

Comenta o Pregúntanos