El Congreso, a favor del modo conducción en el móvil

El Congreso, a favor del modo conducción en el móvil

El Congreso ha instado al Gobierno a que autorice temporalmente la instalación de una segunda luz de freno en los cascos de los motoristas, sincronizada con la obligatoria, y ha hecho un llamamiento a las operadoras de móvil para que fomenten la implantación del ‘modo conducción’ en los teléfonos.

Estas son algunas de las proposiciones no de ley aprobadas por unanimidad de la Comisión de Seguridad Vial del Congreso, en la que se ha dado luz verde también a otras iniciativas destacadas relacionadas, entre otros asuntos, con la señalización y los límites de velocidad. La comisión, a propuesta del PP y con incorporaciones del resto de grupos, ha instado al Gobierno a que estudie la necesidad de modificar la normativa aplicable en materia de dispositivos de seguridad de motos, facultativos y obligatorios, y especialmente los de alumbrado.

Además, le ha pedido que autorice temporalmente para la circulación dentro del territorio nacional la instalación de un dispositivo adicional de luz de frenado en los cascos de los motoristas, que funcione de forma sincronizada con la luz de freno obligatoria. El diputado popular Francisco González, que se ha reincorporado a la actividad parlamentaria tras sufrir una larga enfermedad, ha insistido en la necesidad de abrir una nueva vía de seguridad preventiva para las motos, mientras que Daniel Méndez, del PSOE, ha recordado que el plan de motos que cuenta con un treintena de medidas incluye ya la de mejorar la visibilidad de estos vehículos.

Con la propuesta relacionada con los móviles y la conducción, que ha partido de CiU, aunque finalmente se ha consensuado su redacción con el resto de grupos, se ha instado al Gobierno a que realice campañas que alerten sobre los riesgos que comporta el uso del móvil en la conducción. También, le pide que refuerce sus mensajes sobre un uso responsable de los dispositivos ‘manos libres’, que no obstante están legalmente permitidos, y se hace un llamamiento a las operadoras de telefonía móvil para que fomenten la implantación en los teléfonos de un ‘modo conducción’.

Con este sistema, y ante la llamada a un conductor, se activaría una alocución en la que se advertiría que su interlocutor está al volante. Y si esa llamada persiste, sólo podría pasar a través del dispositivo manos libres o el interesado podría tener la opción de dejar un mensaje en su buzón. Se trata, según Jorni Jané, de CiU, de incentivar mecanismos que tiendan a evitar las distracciones ‘gravísimas’ que provoca el móvil, porque las encuestas apuntan a que la mayoría de los conductores con teléfono no cuenta con manos libres.

Todos los grupos han coincidido también en pedir al Gobierno a que desde Fomento se refuerce la evaluación de la señalización de la red de carreteras y se preste especial atención en que las señales sean entendibles y legibles.

Asimismo, la comisión ha reclamado al Ejecutivo que incentive el uso del limitador de velocidad y se cumpla con lo establecido en el Código Penal para adaptar los límites de velocidad a la seguridad vial. La comisión ha pedido además que estudie la posibilidad de actualizar en la medida de lo posible los límites de velocidad en las carreteras de competencia estatal, y además que impulse en el ámbito de la UE una armonización de los límites de velocidad en todos los países miembros.

Solicita también al Gobierno que continúe promoviendo acuerdos con el resto de titulares de las vías para armonizar los criterios para determinar los límites de velocidad en los distintos trazados. Por último, en otra proposición no de ley, a iniciativa del PSOE, se insta al Gobierno a adoptar las medidas oportunas para eliminar a la salida de los túneles la señalización vertical que invita a apagar las luces.

Comenta o Pregúntanos