Audi Q5 2012: mismo diseño y más tecnología para el verano

Audi Q5 2012: mismo diseño y más tecnología para el verano

El nuevo Audi Q5 2012 llegará a finales de este verano desde 33.000 euros. La firma alemana ha conseguido disminuir el consumo de combustible en todos los motores alrededor de un 15%. En cambio, el restyling es menor de lo esperado, con nuevos grupos ópticos y un frontal más esculpido.

El Audi Q5 2012 monta un bloque 2.0 TDI con dos variantes de potencia. El motor más pequeño es el de 143 CV y un par motor de 320 Nm. La versión diésel del cuatro cilindros 2.0 litros alcanza los 177 CV y un par máximo de 380 Nm. Ambos tienen un consumo inferior a 6 litros cada 100 km. La otra motorización diésel es la V6 3.0 TDI: rinde 245 CV, seis más que el mismo modelo de 2009 y tiene un par motor de 580 Nm. El diésel más potente pasa de 0 a 100 en 6,5 segundos y tiene un consumo de 6,4 litros.

Los Audi Q5 gasolina ahora solo son dos, respecto a las tres versiones de la primera generación. Audi ha decidido eliminar el cuatro cilindros de 180 CV, por lo que el de menor propulsión es el de 225 CV y un par motor de 350 Nm. Los nuevos cambios en el motor (sistema de control de las válvulas, gestión térmica, inyección turbocompresor y escape) han hecho que el consumo disminuya en el gasolina de cuatro cilindros por debajo de los ocho litros. El Q5 más potente sigue siendo el V6, pero esta vez pasa a montar un bloque 3.0 TFSI, y no el 3.2 FSI. En cambio, la marca alemana ha aumentado la potencia a 272 CV y ha disminuido el consumo a 8,5 litros.

A las motorizaciones gasolina y diésel se les une el bloque híbrido. El Audi Q5 Hybrid fue el primer Audi híbrido en comercializarse en serie. Monta los motores 2.0 TFSI de 211 CV y 350 Nm de par, junto a un propulsor eléctrico de 54 CV y 210 Nm. En total, los 245 CV de potencia tienen un consumo medio por debajo de los siete litros cada 100 km.

El fabricante alemán asocia tres tipos diferentes de cambios: para los cuatro cilindros, uno manual de seis velocidades; como opción en los 2.0 TFSI y 3.0 TFSI, se puede montar un sistema tiptronic de ocho marchas; mientras que la caja deportiva S tronic de siete velocidades es de serie en el 3.0 TDI y opcional en el 2.0 diésel más potente.

En cuanto al exterior, la marca de los aros no ha querido ‘mojarse’ con un nuevo diseño. En 2011 el Q5 entró en el top 10 de ‘todocamino’ más vendidos. Se comercializaron 1.000 unidades más que su rival directo, el BMW X3, y superó en 2.000 al Honda CR-V o al Volvo XC60. Por tanto, no han visto necesario darle nuevos aires a su SUV de tamaño medio. Eso sí, viste nuevos grupos ópticos y líneas moderadamente más agresivas en la parte delantera. Por su parte, el interior no recibe cambios significativos: embellecedores cromados y un nuevo volante MMI con menos botones. Además, estará disponible en cuatro nuevos colores.

Audi ha realizado una renovación tecnológica en los sistemas de asistencia del conductor. La dirección deja de ser hidráulica para ser eléctrica; se endurece en medida de la velocidad del Q5. Asimismo, incorpora un sensor de fatiga que detecta si el conductor está cansado, por ejemplo, mediante los movimientos del volante, y recomienda al instante una parada.

El Audi Q5 2012 llegará al mercado a finales de verano por un precio de 39.900 euros, 150 euros más caro que en 2009.

Comenta o Pregúntanos