Cazado a 237 km/h y bajo los efectos del alcohol

Cazado a 237 km/h y bajo los efectos del alcohol

Más de 30.000 conductores fueron denunciados durante la última campaña especial de control de velocidad llevada a cabo por la DGT entre el 31 de marzo y el 6 de abril. De entre todos ellos, el caso más destacado fue el del conductor cazado el pasado día 2 de abril, a 237 km/h y bajo los efectos del alcohol; en la primera prueba que se le practicó, el etilómetro dio como resultado 0,70 mg/l de aire expirado, mientras que en la segunda marcó 0,64 mg/l.

Otro fue pillado cuando circulaba a 160 km/h en un tramo de la N-340 limitado a 60 km/h.

Por estos delitos, ambos conductores podrían ser condenados con la pena de prisión de tres a seis meses o a la de multa de seis a doce meses o trabajos en beneficio de la comunidad de treinta y uno a noventa días, y, en cualquier caso, a la retirada del carné por tiempo superior a uno y hasta cuatro años.

En los siete días de campaña, los agentes de la agrupación de Tráfico de la Guardia Civil han controlado casi 1 millón de vehículos, concretamente 921.375, de los cuales 30.486 (el 3,4%) han sido denunciados por no cumplir los límites de velocidad establecidos.

Comenta o Pregúntanos