Por

Prueba Opel Corsa GSi CDTi

Opel Corsa GSi CDTi

Opel resucita las siglas GSi que en antaño eran la competencia directa a las GTi. Los antiguos GSi eran especialmente conocidos por sus potentes motores, buenos ajustes deportivos, y sobre todo que emanaban carácter. El último GSi conocido antes del nuevo Corsa era el Corsa GSi dotado de un propulsor gasolina de 1,8 litros por aspiración atmosférica. Otro motor asociado a las siglas GSi era el 2 litros que se hizo muy popular en la época de los noventa, sus 150 CV en versiones sin catalizar eran mas que suficientes para catapultarnos a velocidades ilegales. Ahora Opel nos trae de nuevo su acabado GSi que esta vez no es el mas potente y radical de la marca. Le supera el OPC, pero, no por mucho. El Corsa GSí es un OPC con ” poca chicha ” en cuanto a motor en esta versión diesel. Por lo demás es muy parecido. El chasis es casi idéntico, la suspensión casi idéntica. Cambian los interiores y el exterior, que en esta versión no es tan ” tunning “. El puesto de conducción es ante todo algo elevado, cosa que en el OPC no sucede. Aun bajando el asiento al máximo seguimos estando algo altos. La postura de conducción es buena, cómoda para viajes largos y de buena sujeción para carreteras reviradas. Los asientos con un color rojizo bastante llamativo son algo duros de banqueta, con el paso de las horas podemos tener alguna molestia. El salpicadero es sencillo, pocos botones, todos reunidos en la consola central, que si puede dar lugar a liarnos un poco si buscamos por ejemplo una temperatura menor en el climatizador.

Visibilidad
La versión GSi del Opel Corsa solo se comercializa en tres puertas. Aun que la versión cinco puertas no cambia mucho en cuanto a visibilidad. Las lunas traseras laterales como la trasera son pequeñas, reduciendo nuestra visión desde el retrovisor interior. Las laterales delanteras son todo lo contrario, de un tamaño generoso que nos proporciona una visión clara y correcta. Los pilares A, son algo gruesos ya que cuentan con una pequeña luna entre medias. No molestan en exceso a la visión. Resaltamos la iluminación algo precaria que tiene el Corsa GSi al igual que el Corsa OPC, no tienen ni como opción la posibilidad de tener faros de xenón. Los halógenos son algo pobre en cuanto a cantidad de luz. Al ser faros con lupa elipsoidal esta se come mucha potencia lumínica antes de llegar al asfalto. Los faros son adaptivos en curvas, giran según la posición del volante.

Impresiones de Conducción
Como es costumbre en el equipo de pruebas de este medio, antes de ponernos al volante del Corsa GSi CDTi nos habíamos asesorado sobre el y preguntando a propietarios que lo conducen todos los días. Las informaciones era negativas en cuanto a su motorización diesel, consumos altos, tirón del turbo inexistente, baja potencia a bajas vueltas, etc… Quisimos comprobar estos hechos por nosotros mismos. Y a lo largo de la prueba pudimos comprobar que en parte algo de cierto tenia esta información. El motor se muestra bastante poco reactivo a bajas vueltas, el tirón es a partir de 2000 rpm. Antes de estas revoluciones estamos vendidos ante alguna maniobra rápida. El consumo es alto para ser un diesel no pudimos bajar la media de 6,5 litros a los 100km en toda la prueba.

Frenada
El Corsa Gsi comparte el mismo tamaño de llantas que el OPC y el mismo tamaño de neumáticos, tanto en sección como en el perfil. Los frenos son diferentes, el OPC llevas discos de mayores dimensiones. Nuestra unidad a pesar de contar con poco más de 10.000 Km. estaba con las pastillas delanteras solicitando cambio ya. Esto se vio reflejado en las frenadas de emergencia. El Corsa GSi lleva discos delanteros ventilados y traseros macizos. ABS de ultima generación y repartidor de frenada electrónico.

Tracción
Tracción al eje anterior, controlada por sistemas eléctricos como el control de tracción. Este sistema ya conocido por todos limita las perdidas de adherencia frenando la rueda que esta patinando. Es muy efectivo en arrancadas fuertes y en conducción exigente. El Corsa hace honor a sus siglas GSi en cuanto a calidad de comportamiento en zonas reviradas, tiene un buen aplomo dando un plus de seguridad a su conductor.

Estabilidad
La versión GSi al igual que la OPC cuenta con una suspensión diferente a sus hermanos de gama, esta está rebajada y es más enérgica, dotando al vehículo de una mayor sujeción en zonas comprometidas. El tamaño del neumático es algo excesivo para el propulsor diesel de 125cv. 215/45/17″, es el mismo que el montado en el OPC, solo que en el OPC sobra la potencia y en el GSi diesel pues francamente no. En cuanto a estabilidad una vez realizada la prueba en carreteras de montaña el aplomo es bueno, entra en las curvas con decisión sin, y aun exigiendo potencia del propulsor en pleno apoyo no perdemos adherencia. Si lo que buscamos es jugar un poco con la trasera del GSi nos resultara bastante difícil ya que esta no tiende mucho a despegarse del asfalto, y al mínimo deslizamiento del eje posterior el ESP entra en acción cortando de lleno ese pequeño deslizamiento.

Reposacabezas
El Opel Corsa GSi homologa cinco plazas, pero no cuenta con cinco reposacabezas, el trasero central no existe. Es un fallo por parte de Opel omitir este reposacabezas, ya que de esta forma el ocupante de la plaza trasera central puede sufrir un problema cervical en caso de accidente. Los reposacabezas delanteros son regulables en altura e inclinación. Los traseros solo en altura.

Cinturones
El Opel Corsa GSi monta cinco cinturones del tipo estándar, los delanteros incorporan pretensores pirotécnicos. Con el acabado GSi los cinturones son de un color rojo que acompaña a la tapicería.

Bebes y Niños
El Corsa GSi dispone de anclajes ISOFIX en los asientos traseros. Que por supuesto es una ayuda a la hora de tener un bebe, ya que con un simple ” click ” la seguridad de nuestro hijo aumenta.

Airbags
El Corsa con acabado GSi viene dotado de 6 Airbag de serie, de conductor, acompañante desconectable, laterales, de cortina.

Euroncap
En las pruebas EuroNCAP el Opel Corsa obtiene: 5 estrellas para la protección de ocupantes y 3 estrellas para la protección infantil un total de 34 puntos sobre 39.

Recuperaciones
El Opel Corsa GSi CDTi no brilla especialmente en el campo de las recuperaciones, es lento y para ganar velocidad de manera rápida nos veremos exprimiendo las marchas hasta las 4.400 revoluciones para que la marcha siguiente caiga en zona de potencia. Por otra parte el motor aun siendo algo falto de bajos, medio, en altos cumple perfectamente su función dando toda la potencia, que por cierto es más que suficiente para realizar adelantamientos con plena seguridad. El 0 a 100 lo realiza en 9,9 segundos una cifra correcta, teniendo en cuenta su peso en vació. La velocidad máxima alcanzable es de 195km/h.

Caja de Cambios
El cambio montado en la versión GSi diesel es de seis relaciones. El pomo de la palanca de cambios es idéntico al de la versión OPC. Es algo grande y puede resultar incomodo, pero esto va en gustos. A nosotros nos parecía cómodo. Las marchas entran con suavidad y de forma directa no dando opción al error de introducir otra relación. El tacto de la palanca era bastante mecánico. Los recorridos de la palanca son cortos algo de agradecer.

Circulando por Carretera
El comportamiento del Opel Corsa GSi en carretera es en cuanto a estabilidad excelente, los frenos cumplen su función correctamente. La potencia del motor es suficiente para realizar adelantamientos con seguridad. Aun que deberemos saber comos sacar la máxima potencia la propulsor, ya que no es un diesel típico, que aun yendo en una marcha larga el turbo ayuda y podemos adelantar. Este propulsor requiere hacer una conducción mas parecida a la realizada en un gasolina, es decir, debemos bajar marcha y estirar hasta el corte de inyección sacando la máxima potencia. El Opel Corsa cuenta con un alto confort de conducción sus suspensión filtra y suaviza correctamente los baches de la calzada. El consumo es otro de los males de este motor, aun siendo diesel gasta mas de lo que debería. Nuestra unidad ya había sobre pasado los 10.000 kilómetros, por lo tanto el rodaje estaba ya superado. El consumo medio por este tipo de vías se situó en 6,5 litros a los 100km, aun haciendo conducción económica nos fue imposible bajar de esta cifra. La autonomía se ve muy perjudicada por este hecho.

Circulando por Autopista
En autopista no cambia gran cosa el confort sigue siendo alto, es un vehiculo valido para viajar, gracias a la sexta marcha el sonido del motor en el habitáculo es inaudible. Y además nos ayuda a bajar consumos. La suspensión si nos demuestra que es algo seca al pasar por juntas de dilatación o roturas del asfalto. El consumo obtenido en este tipo de vía fue cercano al de en carretera, 6,6 litros a los 100km.

Circulando por Ciudad
En ciudad el Opel Corsa nos impresiona por la facilidad de conducción que tiene, se aparca de maravilla. El motor en estas circunstancias acusa una falta de potencia a bajas vueltas que nos hará tener que usar la primera velocidad cada vez que tengamos que salir, ya sea en bajada o cualquier tipo de maniobra que en segunda podríamos realizar. Esta falta de potencia en ciudad es algo cansina, nos lleva a tener que revolucionar en exceso el motor para salir rápidos por ejemplo en una incorporación o glorieta. El consumo en ciudad es contenido, no supera los 7 litros a los 100km.

Calidad de Acabados
Acabados correctos, con buen aspecto visible y de un tacto correcto.

Calidad de Materiales
Los materiales utilizados en el Corsa GSi son correctos, de buena calidad.

Conclusiones
En general el Opel Corsa GSi hereda lo que en antaño eran las siglas que marcaban la diferencia. Ahora se puede decir que se han suavizado con el tiempo dando paso a los OPC que de verdad son vehículos a tener en cuenta. El Corsa GSi CDTi es una vehículo valido para todo, podemos viajar con el que no nos cansaremos, divertirnos por zonas reviradas de montaña exprimiendo al máximo su mecánica diesel. El interior es amplio y muy cómodo, caben 4 adultos perfectamente. El maletero es amplio para su tamaño. El acabado GSi dota al Corsa de una estética deportiva al coche, tanto exterior como interior.
En definitiva, una compra a tener en cuenta si queremos un coche deportivo y diesel. La versión animada por el propulsor gasolina puede hacerle la competencia a la versión OPC, si no queremos tanta potencia, con los 150cv del 1.6T tendremos suficiente.

A mejorar: Consumos. Prestaciones motor diesel, sexta poco utilizable.
A resaltar: Estabilidad, tracción, espacio interior.

Redactor y probador: Daniel Galdeano Martnez
V�­deo: http://es.youtube.com/watch?v=UIAFdbaBpeA


                    

Comenta o Pregúntanos